Los comuneros refuerzan su presencia en los montes para evitar los incendios

El grueso de términos cuentan con entidades que vigilan espacios considerados de riesgo


MUROS / CORRESPONSAL

El riesgo máximo de incendios forestales que se vive desde hace días en la comarca por las elevadas temperaturas -alcanzadas a lo largo de la última semana- obliga a los integrantes de comunidades de montes a idear métodos de vigilancia y prevención de incendios. Estas labores son complementarias a las realizadas por los agentes que la Consellería de Medio Rural tiene operativos en la zona para mantener ordenado el monte y vigilados los accesos. El objetivo es alertar en el caso de ver algo sospechoso o de que comience un frente para que avance lo menos posible.

En Porto do Son, por ejemplo, son cuatro las comunidades que realizan este cometido (Xuño, Nebra, Noal y Baroña), mientras que en Muros son dos (Serres y Louro); en A Pobra destaca la de Posmarcos, en Boiro la de Runs, en Rianxo la de Araño, en Outes son los comuneros de Cuns los más activos en esta materia y en Lousame hay que destacar a las entidades de A Escabia y Burzó.

Voluntariado

Los miembros de la directiva de la comunidad de montes de Louro, por ejemplo, han establecido un sistema de vigilancia propio que implica la participación de varios voluntarios. El presidente, Miguel Prado, detalla que cerca de una docena de vecinos mostraron disponibilidad para participar en los turnos de vigilancia. Para ello se han establecido tandas rotatorias de dos o tres personas, que apoyados por el todoterreno de la comunidad, e incluso con vehículos propios, acuden a los montes prestando especial atención a los espacios más sensibles.

Miguel Prado añade: «É moi frecuente que grupos de rapaces organicen excursións ao cumio do monte Louro. Tamén son moi habituais as visitas ás estacións de petróglifos tan recoñecidos da nosa zona. Esas son as presenzas máis asiduas, e teño que recoñecer que a maioría desas persoas son moi coidadosas co medio ambiente. A nosa presenza, neses casos, é para asegurarnos de que non hai despistes e á vez para lembrarlles aos visitantes a importancia de coidar os montes».

La directiva de los comuneros de Louro, que ocupó los cargos este mismo año, ya está poniendo en marcha algunas de las propuestas que incluyó en su programa y que están encaminadas especialmente a la conservación y mejora de los espacios forestales de la parroquia. Así, la limpieza de pistas, caminos, espacios públicos y el adecentamiento de fuentes fueron prioritarios. En estas tareas contaron con el apoyo del distrito forestal quinto: «A chegada do verán colleunos con tarefas inconclusas, pero apelamos á sensibilidade dos nosos veciños para salvagardar do lume os montes apoiando a vixilancia que fan as Administracións», dice Prado.

Identificación de sospechosos

Mientras, en Barbanza son muchos los directivos de las comunidades que también salen en sus vehículos para recorrer el territorio que gestionan e identifican a todo visitante que accede a dicho espacio. La comunicación con las fuerzas del orden, en el caso de ver algo sospechoso, es muy fluida y está siendo efectiva.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Los comuneros refuerzan su presencia en los montes para evitar los incendios