El verano no escapa al vandalismo de la primera línea de playa

P. Bretal RIBEIRA / LA VOZ

BARBANZA

Este lugar de ocio en Porto do Son podría mejorarse arreglando el mobiliario urbano y adecuando el terreno desbrozando maleza

29 jun 2016 . Actualizado a las 05:00 h.

De todas las increíbles playas que comprende la amplia línea costera del concello de Porto do Son, Río Sieira es una de las más concurridas cada verano por numerosos visitantes que se desplazan desde Santiago de Compostela y de otros puntos de la comarca. Su atractivo como espacio natural, al que se le suma la combinación de poder disfrutar de una jornada veraniega en el mismo, la han convertido en un recurso natural de aquellos que desean pasar todo un día fuera de casa.

No obstante, ese planteamiento requiere de zonas de ocio y descanso, donde las familias puedan refugiarse en las horas de mayor dureza del sol bajo la sombra de árboles para saciar el hambre. El arenal de Río Sieira no iba a ser menos, ya que cuenta con uno de estos puntos. El problema es que los vándalos se adelantaron a los turistas.

A la llegada a este área de esparcimiento, el primer dato negativo se corresponde con los tramos en los que la vegetación presenta cierta altura elevada, sin llegar a ser molesta o preocupante. No obstante, es necesario reconocer que el lugar se encuentra debidamente recogido y limpio, sin restos de basura o de comida como es habitual en esta clase de enclaves.