El BNG solo tendría un edil en toda la comarca si se extrapolasen los datos a unas locales


Está más que comprobado que el comportamiento del electorado en unos comicios estatales nada tiene que ver con el que muestran cuando se trata de elegir a los gobiernos locales. Con todo, resulta difícil resistirse a extrapolar los datos del pasado domingo a unas hipotéticas elecciones municipales, y de esa operación surgen varias conclusiones. La primera es que el BNG, que actualmente cuenta con tres alcaldías, prácticamente desaparecería del mapa político barbanzano quedándose con tan solo un concejal en toda la comarca, que obtendría en Rianxo.

La mejora experimentada por el PSOE con respecto a los comicios de diciembre le permitiría tener opciones de hacerse con los gobiernos de A Pobra y Rianxo mediante un pacto con En Marea, mientras que el PP necesitaría recurrir a Ciudadanos para poder gobernar en Boiro, Porto do Son, Noia y Ribeira. Eso sí, los populares lograrían mayorías absolutas en Carnota y Mazaricos y mantendrían las de Outes y Lousame, al tiempo que conseguirían hacerse con la escurridiza alcaldía de Muros.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El BNG solo tendría un edil en toda la comarca si se extrapolasen los datos a unas locales