Pleno de organización en Noia entre clases de lengua y matemáticas

Marisol Vilar se convirtió en el blanco de los dardos de la oposición

Los ediles, durante un momento de la votación.
Los ediles, durante un momento de la votación.

noia / la voz

Al pleno extraordinario celebrado ayer por la tarde en Noia no le faltó de nada, ni las clases magistrales de lengua y literatura ni las de calculo. Hasta se leyó un pasaje de O divino sainete. De las matemáticas se habló en el último punto del orden del día, el de las retribuciones por asistencia a plenos y comisiones. El principal motivo de conflicto estuvo en los 150 euros que se percibirán por asistencia a la comisión de organización de la gestión municipal, que ningún grupo de la oposición apoyó y que supone, según los cálculos del portavoz socialista, José Manuel Lage, un incremento del 500% con respecto al ejecutivo anterior.

Este aumento llevó al PSOE a pedir una explicación sobre el cambio de criterio, ya que en julio el ahora equipo de gobierno votó a favor de que el importe a percibir por los ediles fuese de 60 euros. A esto, Lage añadió una reflexión: «Os asinantes da moción de censura son os mesmos que secundan un incremento retributivo do que só se beneficiarán eles». También el portavoz de la Marea, Manuel Seijas, fue muy crítico en este asunto y recordó que algunos concejales del gobierno percibirán en indemnizaciones una cuantía superior al salario mínimo, al tiempo que planteó que la cuantía a recibir por la asistencia todas las comisiones fuese de 50 euros.

Diferencia de costes

Julio Bustelo defendió la postura del gobierno recordado que el coste que suponía a las arcas municipales el último gobierno liderado por García Guerrero era muy superior a la propuesta planteada, mientras que el alcalde, Santiago Freire, invitó a Lage a repasar su aritmética y a «botar as contas completas». Recordó el ahorro que supondrá la reducción de las comisiones y del número de plenos a celebrar y concluyó: «A proposta, analizada individualmente polo número de concelleiros, non supón un incremento do gasto con respecto ao inicio do mandato».

Menos complicado fue hacer las cuentas al aprobar las dedicaciones exclusivas. El debate no estuvo en las cantidades si no en quién cobrará un sueldo como miembro del gobierno. Marisol Villar, protagonista involuntaria en buena parte de la sesión, fue la diana de las críticas de la oposición: «Ninguén que faga unha xestión tan escura pode ter un soldo público», espetó Seijas en alusión al polémico viaje a Benidorm. El PSOE refrendó el argumento y aseguró que no podía apoyar la dedicación «porque a nosa experiencia como socios de goberno é moi negativa». La otra dedicación será para Martín Fernández.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Pleno de organización en Noia entre clases de lengua y matemáticas