La obsoleta flota de la mancomunidad condiciona la recogida de basura

M. Gómez / J. M. Sande NOIA / LA VOZ

BARBANZA

El problema generado por la avería de un camión en Muros está solventado y se retomó el vaciado de contenedores en los núcleos que estaban sin servicio

11 dic 2014 . Actualizado a las 05:08 h.

El problema generado por la avería de un camión, que mantuvo sin recogida de basura a varios núcleos de Muros, Carnota y Porto do Son, no es más que el reflejo de una situación bastante más compleja que no se solucionará de la noche a la mañana. La flota de vehículos con los que cuenta Serra do Barbanza para la retirada de los residuos está obsoleta -según el contrato por el que se dio la concesión de la prestación a Fomento de Construcciones y Contratas (FCC) tendrían que haberse renovado el año pasado- y eso se traduce en una sucesión de averías más o menos constantes que condicionan el servicio. De hecho, nadie puede garantizar que lo ocurrido ahora no vuelva a repetirse hasta que se renueven los camiones, y en eso se centra ahora el trabajo de la mancomunidad, que busca cómo financiar los 2,2 millones que necesita.

Todavía no está muy claro de dónde saldrán los fondos precisos para «jubilar» la flota con la que se presta el servicio actualmente y son varias las opciones que se barajan. El presidente de Serra do Barbanza y alcalde de Carnota, Ramón Noceda, explicó que se está trabajando en distintas vías, desde gestionar subvenciones a operaciones de crédito, sin desechar la posibilidad de contar con financiación privada.

Estas son las posibilidades que están sobre la mesa y ahora toca que la junta de la mancomunidad tome una decisión, algo que, al parecer, no se demorará demasiado. No en vano, Noceda señaló que la próxima semana habrá una reunión de la directiva de Serra do Barbanza en la que se debatirá esta cuestión con el objetivo de iniciar cuanto antes el proceso de renovación.