Barbanza pide justicia y revive la pesadilla del «Prestige»

raquel iglesias RIBEIRA / LA VOZ

BARBANZA

Los gritos de «nunca máis» volvieron a escucharse en las calles de Ribeira, donde se concentraron decenas de personas

16 nov 2013 . Actualizado a las 07:00 h.

Fue una tarde negra. Los recuerdos del chapapote volvieron a invadir a todos los que vivieron la tragedia del Prestige. Barbanza fue una comarca especialmente afectada por la pesadilla que hace once años azotó la costa gallega, y así se demostró en las calles. Ayer, decenas de personas se concentraron frente a la casa consistorial de Ribeira para pedir justicia. Y es que la sentencia no hace más que enrabietar a quienes tuvieron que mancharse las manos para limpiar las playas. La plataforma Nunca Máis convocó la protesta y los gritos de su lema volvieron a resonar más allá de la plaza.

Algunos todavía no se pueden creer que a día de hoy no haya culpables y mostraron su indignación. Los manifestantes extendieron una gran pancarta en la que podía leerse: «Non esquecemos, non perdoamos». Anunciaron que volverán a las calles para pedir responsabilidades.

Rosalía y Manuel Antonio

El portavoz del BNG, Severino Romero, leyó un manifiesto en el que se hicieron alusiones a frases de ilustres escritores gallegos, como Manuel Antonio y Rosalía de Castro: «Nós sós para gobernarnos o noso mar, a nosa patria, o noso presente e o noso porvir, nós sós para que Galicia deixe de ser unha nación sen Estado de seu, para que se cumpra a xustiza e nunca máis o mar que tanta vida ten e nos entrega volva a ser esa enorme marea negra que nos fire de inmensa dor o corazón». También se exigió que en este país no haya hambre de justicia: «¿Non será que segue neste século ao servizo do poder e dos poderosos,como nos tempos de Rosalía?».