Los alcaldes se ofrecen a mediar en el conflicto de los bomberos

Regidores de Arousa norte y Porto do Son comentaron a miembros del comité en Ribeira su disposición para ejercer como interlocutores ante la empresa


ribeira / la voz

Los bomberos del parque ribeirense solicitaron el apoyo de todos los partidos políticos para resolver el conflicto que tienen con la empresa concesionaria y no solo lo han logrado, sino que los regidores hasta se han ofrecido a ejercer como mediadores para llegar a un punto de entendimiento. Algunos responsables municipales, como es el caso del sonense Luis Oujo, el pobrense Isaac Maceiras o el teniente de alcalde ribeirense, Juan Luis Martínez, tuvieron ocasión el domingo de exponer su voluntad de colaboración a los representantes del comité en Ribeira, quienes se muestran muy satisfechos por el respaldo recibido.

También el boirense Juan José Dieste y el rianxeiro Adolfo Muíños secundan la iniciativa.

En el caso de los mandatarios del PP, hablaron sobre la posibilidad de ejercer como mediadores hace unos días, en el transcurso de un acto en el que tuvieron ocasión de coincidir.

Conocer la postura

El teniente de alcalde Juan Luis Martínez, quien el pasado domingo se acercó al parque ribeirense para apoyar a los trabajadores durante la acampada de protesta, como también hizo su compañero de corporación Víctor Reiriz, indicó: «Nuestra voluntad es, en cierta medida, hacer de interlocutores. Sin embargo, antes de dar ese paso teníamos que conocer la postura de los bomberos».

Por su parte, el nacionalista Adolfo Muíños da un paso más e indica: «Eu apoio a mediación, pero tamén propoño que estes parques formen parte do servizo público e non dun sistema concesional».

Adolfo Muíños considera que, en parte, los problemas actuales de la plantilla se deben al hecho de que no exista una gestión directa por parte de la Administración.

Los trabajadores, que ayer iniciaron una huelga indefinida, también tienen previsto solicitar una entrevista con el conselleiro de Presidencia, Alfonso Rueda, para comunicarle los motivos de discrepancia con la empresa que les han llevado a esta situación. Los profesionales argumentan que son un servicio privatizado en el que las empresas priorizan el beneficio.

En el caso de Ribeira, los servicios mínimos durante la huelga, según indicaron fuentes del comité de empresa, los prestan un bombero y un cabo, mientras que en Boiro son dos bomberos y un cabo. Los trabajadores reclamaban la presencia de cinco personas, que consideran que es la dotación imprescindible.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos

Los alcaldes se ofrecen a mediar en el conflicto de los bomberos