Cincuenta barcos se sumaron a la protesta de Greenpeace en Muros

Las embarcaciones defendieron la pesca sostenible con pancartas y bocinas


ribeira / la voz

«Cañete, no hundas la pesca europea». Así versaban las pancartas que cincuenta barcos lucían ayer frente al incomparable marco del monte Louro, sobre las aguas de la ría de Muros y bajo un sol resplandeciente. Las embarcaciones -llegadas de las rías de Muros-Noia, Arousa y de la Costa da Morte- acudieron a la llamada de Greenpeace para reivindicar la pesca sostenible y pedir el apoyo del ministro de Medio Ambiente en un momento crítico en el que se negocia en Bruselas la Política Pesquera Común que regulará el sector los próximos años.

Greenpeace les pidió que hicieran ruido y los pescadores que participaron en la protesta respondieron con sus bocinazos. Muchos aseguraban estar desesperados ante las bajas capturas y el pleno convencimiento de que artes de pesca como el arrastre estaban acabando con toda la riqueza del mar. El barco Artic Sunrise de la organización ecologista surcó las aguas hasta donde se concentraban las embarcaciones y se adentró hasta el interior del círculo que estas formaban. Desde allí se leyó un manifiesto que puso la piel de gallina.

«Very nice place»

Los activistas que nunca habían estado en Galicia no sabían donde mirar y boquiabiertos repetían: «Nice place, very nice place». No era para menos.

El Artic Sunrise participa en una campaña europea en defensa de los océanos y de la pesca artesanal que ya ha recorrido diferentes países en los últimos meses. Después de fondear frente a la playa de O Ancoradoiro, el barco partió rumbo a Bilbao.

Desde Greenpeace destacaron el poder de lucha de los pescadores gallegos, concienciados con la necesidad de apoyar la pesca artesanal para que las próximas generaciones también puedan vivir del mar. En esta línea se manifestó Luis Rodríguez, pescador de la ría de Muros Noia: «Los pescadores artesanales tenemos mucho que decir, pero nos excluyen de las negociaciones. Los beneficiados llegan a pescar más en la tierra que en el mar, por eso hoy hemos venido aquí a apoyar la pesca sostenible y a pedir a Europa que miren a quienes quieren un futuro». Padres e hijos iban ayer a bordo de los barcos participantes.

«Los pescadores artesanales tenemos mucho que decir, pero nos excluyen de las negociaciones»

Luis Rodríguez

«Es el momento de cambiar la gestión de las pesquerías hacia un modelo sostenible»

Celia Ojeda

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos

Cincuenta barcos se sumaron a la protesta de Greenpeace en Muros