Treinta colectivos presentaron a la Xunta un escrito de rechazo por las batidas permitidas


Representantes de Vox Ánima presentaron esta semana en las oficinas de la Consellería de Medio Ambiente, en Santiago, un escrito para protestar por las batidas y trampeos que este departamento de la Xunta de Galicia autorizó en la sierra de Barbanza para acabar con la población de lobos híbridos que, aseguran, existe en este balcón a las rías de Noia y Arousa. El documento está secundado por una treintena de colectivos ecologistas de todo el territorio gallego, pretendiendo con esto que la Administración autonómica replantee su política de gestión del híbrido en este espacio paisajístico.

Mientras, parece que en el Gobierno gallego se mantienen fieles a su argumento de que los híbridos «corren el riesgo de contaminar genéticamente a la especia original». Por eso, entienden que la única forma de preservar al lobo ibérico es acabar con los ejemplares que son producto del cruce entre perros y lobos ibéricos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

Treinta colectivos presentaron a la Xunta un escrito de rechazo por las batidas permitidas