Tres barbanzanos serán juzgados en Italia por tráfico de drogas

Dos de ellos, los hermanos Piñeiro Fernández, acaban de ser extraditados


ribeira / la voz

En diciembre del 2011, cayó un clan que distribuía cocaína en España e Italia. Estaba liderado por el vecino de Abanqueiro Elías Piñeiro Fernández, que fue detenido en Teo, donde tenía un chalé con un búnker acorazado. Con él acabaron también entre rejas su hermano Enrique Campio y el sonense José Manuel Sanlés. Ahora, los dos hermanos acaban de ser extraditados al país italiano, donde serán juzgados. En el caso del sonense, distintas fuentes apuntan a que está en libertad con cargos, pero que también será sometido a juicio en el país alpino. Todo ello gracias a la estrecha colaboración entre el juzgado de Caldas y la Justicia italiana y, sobre todo, a la coordinación mantenida por la Fiscalía Antimafia de Génova y la Fiscalía Antidroga de Pontevedra.

Precisamente, ayer, el fiscal antidroga pontevedrés, Luis Uriarte, confirmaba el asunto de la extradición e indicaba que por el momento no se pueden dar demasiados datos de este caso porque continúa sin levantarse el secreto de sumario. Puede que esta situación cambie en dos o tres semanas. Aún así, hay cosas que están claras.

Antes de que se detuviese a los tres barbanzanos citados, en Italia habían caído Jesús Costa, vecino de Vilagarcía, y Francisco Rodríguez. A ellos, que quedaron bajo la tutela de la Justicia italiana, se les habían incautado 55 kilos de cocaína que supuestamente recogieron de barcos mercantes llegados de Sudamérica, que los lanzaban por la borda para que ellos luego los rescatasen del mar. Se supone que la causa contra estas dos personas también continúa abierta en el país alpino.

Se llevó desde Caldas

Meses más tarde de su arresto, y gracias a la coordinación internacional en materia de narcotráfico, se llegó a la conclusión de que, en realidad, quien movía los hilos de esa red de narcotransportistas a gran escala era Elías Piñeiro Fernández, al que supuestamente acompañaban en estas lides su hermano Enrique Campio y el sonense José Manuel Sanlés. ¿Por qué se llevó el caso desde Caldas, si los tres eran barbanzanos? Porque tenían una estrecha relación con ese municipio pontevedrés, donde incluso podrían tener propiedades, y además fue allí donde se empezó a tirar del hilo.

El caso es que, una vez arrestados y extraditados a Italia, los barbanzanos esperan ahora fecha de juicio. Puede darse la circunstancia, tal y como señala el fiscal Luis Uriarte, de que una vez que sean juzgados allí luego vuelvan a tener que rendir cuentas aquí. No en vano, la fiscalía antidroga mirará con lupa la sentencia que se emita para ver si respondieron de todo lo que se les acusa. De lo contrario, podrían volver a sentarse ante el juez ya en España.

Junto con el arresto del boirense O Presidente y sus lugartenientes, el de Elías fue uno de los grandes golpes al narcotráfico de los últimos tiempos con barbanzanos implicados. Habrá que ver cómo les va en el juicio.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
17 votos

Tres barbanzanos serán juzgados en Italia por tráfico de drogas