La declaración de ruina del edificio fuerza al cierre a la marisquería García

El rótulo todavía luce en el bajo de la calle General Espartero.
El rótulo todavía luce en el bajo de la calle General Espartero.

ribeira / la voz

La marisquería García, un clásico donde los haya de la hostelería ribeirense, se ha visto obligada a cerrar sus puertas por la declaración de ruina del edificio en el que se emplazaba desde el año 1975, concretamente en la calle General Espartero. Así lo ha señalado el responsable del establecimiento, Pepe García, quien aseguró que la intención es que el local hostelero se traslade a un bajo continuo y reabra a lo largo del próximo mes de febrero.

Con todo, García lamenta que sus tres trabajadores se hayan tenido que ir al paro por el cierre obligado del negocio. El bajo en el que se encontraba hasta finales del ya pasado 2011 la marisquería García estaba alquilado y una orden del juzgado obligó a los propietarios del establecimiento hostelero a desalojarlo. En la actualidad, en la puerta del local luce un cartel en el que se anuncia un cierre por vacaciones, debido a que Pepe García se ha tomado unos días de descanso y confía en volver a poner en marcha la marisquería muy pronto, aunque algunos vecinos le han manifestado su malestar por un ruido excesivo, algo que él niega rotundamente.

A lo largo de estos años han sido muchos los personajes conocidos del mundo de la política e incluso de la música de todo el país que han degustado marisco en este emblemático local.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
15 votos

La declaración de ruina del edificio fuerza al cierre a la marisquería García