El colectivo por la sanidad pública cree que la diálisis queda cubierta en Barbanza

Desde la plataforma se aplaude la decisión del Sergas de ampliar el servicio en el hospital con medios propios


ribeira/ la voz

Como una recompensa a todas las movilizaciones que pusieron en pie de guerra a miles de personas con el fin de ofrecer a los enfermos renales de la comarca un servicio de diálisis más digno. Así ven desde la plataforma a favor de la sanidad pública la decisión del Sergas de ampliar esta unidad del hospital de Barbanza con medios propios. La portavoz del colectivo, Marián Rodríguez, ha celebrado esta medida y confía en que se cubra la demanda de todos los pacientes que hasta el momento se veían obligados a desplazarse a Santiago para recibir esta asistencia.

Muchas fueron las movilizaciones que en forma de protesta o recogida de firmas consiguieron involucrar a los barbanzanos durante los últimos meses. Este colectivo, que nació de un grupo de partidos políticos, sindicatos, personal sanitario y usuarios del complejo hospitalario ven ahora recompensado su esfuerzo, tal y como aseguró Rodríguez: «Estamos moi contentos por esta nova e sentimos que, ás veces, este tipo de mobilizacións dan resultado», añadió.

Del mismo modo, la portavoz de la plataforma y presidenta de la comisión de trabajadores del hospital comarcal ha querido recalcar que el rechazo de privatizar el servicio de diálisis poniéndolo en manos de una fundación deja entrever que había razón en sus protestas, y que existía una posibilidad real de ampliar el servicio con medios públicos.

Antecedentes

Desde el colectivo a favor de la sanidad pública también se ha explicado que la decisión tomada en el hospital de Barbanza en los últimos días responde a una demanda que los trabajadores de la unidad de diálisis presentaron en múltiples ocasiones a la gerencia del complejo sanitario. Según afirmó Rodríguez, en septiembre del 2010, los profesionales pusieron sobre la mesa una propuesta para ampliar la asistencia de diálisis que fue rechazada por falta de medios económicos.

Pleno rendimiento

Ya en marzo de este año, cuando se denunció la pretensión del Sergas de privatizar el servicio, comenzaron las manifestaciones que convocaban a los barbanzanos a salir a la calle para hacer ruido. «Diálise para todos con medios públicos» o «A sanidade pública non se vende» fueron algunos de sus lemas.

La unidad de diálisis comenzará a funcionar también los martes, jueves y sábados por la mañana la próxima semana. Se amplían así a seis los días en los que se prestará esta atención a los enfermos renales.

Desde la comisión de trabajadores del centro se asegura que a la unidad se incorporará un nefrólogo que hasta el momento hacía guardias en el Hospital Clínico de Santiago de Compostela, y que el servicio comenzará a funcionar con el sobreesfuerzo de los profesionales del servicio.

Con todo, se espera que a lo largo de los próximos meses se regule esta situación, liberando a los trabajadores de la carga que supondrá la ampliación de esta necesaria asistencia médica en la comarca.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos

El colectivo por la sanidad pública cree que la diálisis queda cubierta en Barbanza