Acuerdo unánime del pleno de Ribeira a favor del macropolígono


La corporación de Ribeira aprobó por unanimidad instar a la Xunta a que construya el macropolígono industrial prometido. El pleno apoyó en su totalidad una moción presentada por el BNG y, aunque cada partido expuso sus matizaciones, todos coincidieron en la importancia de la obra para el municipio.

La concejala nacionalista Dominga Brión recordó las gestiones realizadas por el anterior gobierno de la Xunta. La Consellería de Vivenda e Solo, que dirigía la nacionalista Teresa Táboas, había anunciado un parque empresarial entre A Pobra y Ribeira, «que daría servizo á comarca cun millón de metros cadrados e 32 millóns de presuposto, para urbanización e adquisición de terreos». Este asunto, a pesar de ir en séptimo lugar, generó polémica desde el inicio del pleno, pues el concejal nacionalista Xosé Luís Groveiro se puso en pie con un gran plano del polígono proyectado por el anterior bipartito. El alcalde tuvo que apelar incluso a un agente de la Policía Local para que retirara el cartel, pero finalmente Groveiro desistió, guardó el plano -para volver a sacarlo en el momento en el que se debatió la correspondiente moción- y señaló que se trataba «soamente dun recordatorio amable».

Reproches

El alcalde, José Luis Torres Colomer, replicó que «non había tanto feito» y apuntó que «un plano como o que están amosando vostedes non é ningún proxecto». En la misma línea habló el concejal popular Vicente García, que señaló el apoyo de su partido a la creación del polígono, pero matizó que «Táboas vendeu ese proxecto, pero a realidade é que non existía tal adxudicación». Además, Torres declaró que la Xunta no ha paralizado el polígono industrial y que continúa trabajando en él: «Quedan cousas por facer, como o estudo de impacto ambiental ou as expropiacións, e agardamos que poidan comezar as obras no 2012 e que no 2015 sexa unha realidade». Se trata, según el alcalde, de un proyecto de menores dimensiones y que podría construirse por fases.

El BNG reprochó al PP que «perderan os papeis do anterior goberno» y que se excuse en la crisis cuando el suelo industrial está agotado en Ribeira desde hace años: «Hai que reactivar a economía mediante a obra pública, e non chega con que voten a favor da moción, teñen que facer as xestións oportunas». El alcalde replicó que el plan xeral «tiña incluída a ampliación do polígono de Xarás e vostedes bloqueárona en Santiago».

Plazos

El PSOE apoyó la moción frentista recordando que Manuel Ruiz Rivas «dixo que se ía licitar este ano, e iso non o cre nin el». Y desde IPR criticaron que ni el bipartito ni la actual Xunta popular hayan sabido dar respuesta a las necesidades de suelo industrial que tiene la comarca.

Por otro lado, el BNG presentó otra moción para pedir que se ponga nombre a la plaza de la urbanización de O Rueiro y las calles adyacentes. El concejal Luis Teira propuso que se llame Dorna. Según declaró en el pleno, los vecinos no reciben el correo, no se pueden censar en sus casas, sino que lo hacen en la de familiares y por ello tienen problemas a la hora de solicitar plaza en la escuela más cercana para los niños. La portavoz de IPR propuso reunir a la junta de portavoces para solucionar el problema.

Por su parte, el popular Luciano Fernández declaró que se trata de una propiedad privada y que se está trabajando para solucionar ese asunto: «En canto ao nome, a Dorna é idóneo para Ribeira, pero pensamos que estaría mellor no parque de Pedra Pateira. O espazo que nos ocupa podería denominarse praza de España».

El pleno terminó con una moción del BNG para que se respeten las unidades de Xestión Forestal que creó la Xunta bipartita. El PP votó en contra porque «no fueron legalmente constituidas».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

Acuerdo unánime del pleno de Ribeira a favor del macropolígono