Nuevo arresto de Juan Carlos Santórum, el arousano sin condena señalado desde hace 20 años por traficar

La Voz

VILANOVA DE AROUSA

Juan Carlos Santórum, en una imagen de archivo durante un juicio por el que fue condenado a dos años de cárcel por sobornar a guardias civiles
Juan Carlos Santórum, en una imagen de archivo durante un juicio por el que fue condenado a dos años de cárcel por sobornar a guardias civiles Cedida

Dos agentes de paisano le arrestaron este miércoles por la tarde en una gasolinera de O Salnés, y cerca de la medianoche comenzaba el registro de su vivienda en Vilanova

22 nov 2023 . Actualizado a las 22:55 h.

Juan Carlos Santórum ha vuelto a ser detenido en su comarca natal, O Salnés. La última vez que le leyeron los derechos fue hace un mes, en su casa de Vilanova de Arousa. Entonces, fueron agentes de la Guardia Civil por una investigación que implicó el decomiso de cinco kilos de cocaína; ayer, dos funcionarios de paisano en una gasolinera próxima a la vivienda de Santórum. Ocurrió por la tarde, hubo forcejeo entre policías e investigado y la escena inquietó al personal de la estación de servicio. Lo conocen, incluso lo tratan por su nombre de pila, y el hecho de ver a dos hombres llevárselo —con la reputación de narcotraficante de altos vuelos que arrastra Santórum desde hace dos décadas, pese a no ser condenado nunca— perturbó a los empleados.

 Los trabajadores preguntaron a los funcionarios cuál era el destino de los tres, y que estos respondieron que «la comisaría más próxima». Estas personas no se quedaron tranquilas con la explicación recibida y alertaron a la familia de Santórum, que a su vez contactó con su abogada para confirmar el arresto y conocer los motivos. Pasadas las 20.30 horas, se obtuvo confirmación: Juan Carlos Santórum estaba detenido en la Comisaría de la Policía Nacional de Pontevedra. Santórum también solicitó asistencia médica. Aseguró que tenía dolor en unas costillas por el forcejeo con los agentes, y fue trasladado para someterse a observación.

A las 23.30 horas, Santórum estará de vuelta en su casa, escoltado policialmente, para presenciar el registro de la vivienda, autorizado judicialmente. El mismo inmueble ya fue registrado también el pasado octubre en el marco de la citada investigación de la Guardia Civil. Al cierre de esta edición proseguía la inspección del inmueble, ubicado en Caleiro, Vilanova.

 A Santórum lo arrestó este miércoles la misma unidad que le detuvo en el 2020 por, presuntamente, salir a recoger la mercancía que viajaba a bordo del remolcador MV Karar: 3.824 kilos de cocaína procedentes de Colombia. Una investigación pendiente de juicio, pero por la que los implicados apenas pasa; argumentó falta de motivación del juzgado instructor (número 3 de Vigo).

Tampoco fue a la cárcel el mes pasado, al ser arrestado por su presunta implicación en otra investigación con cinco kilos de coca decomisados; un hecho que evidenciaría que las pruebas contra él no serían rotundas. Aunque está por ver si alguna de estas causas conllevará su primera condena. Por los 3.824, al menos, tiene sobre la mesa una petición formal de 18 años de cárcel de la Fiscalía Antidroga en Pontevedra. El juicio, que no está señalado todavía, sí está previsto que se celebre este año.