Suscríbete 1 año y te regalamos 140 días gratis
Quiero la oferta

¿Vamos a permanecer impasibles?

Consello do Mexillón de Galicia

VILAGARCÍA DE AROUSA

SIMON BALVIS

El Consello do Mexillón reflexiona sobre el conflicto de la mejilla y los cambios de gestión de ese recurso, que condicionarían seriamente, dicen, la viabilidad del sector

30 nov 2021 . Actualizado a las 21:16 h.

Resulta paradójico que cuando vamos al supermercado con la idea de comprar navaja gallega nos encontramos navaja holandesa, lo que se vende por zamburiña es concha de abanico del Perú y la almeja viene de Italia o de Portugal… Galicia pierde fuelle como potencia productora de moluscos infaunales como el berberecho, la almeja o la navaja. Las cifras oficiales de los últimos años así lo evidencian. Esa merma contrasta con el crecimiento experimentado por países como Portugal o Italia, que están sustituyendo a Galicia como principal proveedor del mercado nacional, con el riesgo que esta tendencia representa para un sector estratégico en nuestra comunidad autónoma desde el punto de vista socioeconómico.

Como se informaba estos días en los medios, los registros de los últimos ejercicios muestran que la hegemonía gallega se mantuvo entre 2016 y 2019. Pero en 2020 ya se produjo un trasvase en esa clasificación y Galicia, con 6.073 toneladas producidas, pasó a ocupar el tercer puesto, tras Portugal (6.391) e Italia (6.262). En lo que va de año 2021 la tendencia es similar porque hasta el 31 de agosto Italia había suministrado al mercado nacional 4.290 toneladas de moluscos, 3.609 Portugal y 3.183 Galicia.

¿Qué significa esta realidad? Que cedemos terreno en algo tan sensible para Galicia como la producción ligada al sector del mar. Es incuestionable que el origen gallego de pescados y mariscos siempre ha representado un reclamo altamente positivo ante los consumidores, una carta de presentación insuperable para productos provenientes de otras latitudes, que quedaban relegados a un segundo plano frente al valor añadido aportado por la «marca Galicia».