Una oportunidad para que regrese el talento que tuvo que marcharse

Plexus Tech, la primera firma tecnológica de Galicia, desembarca en Vilagarcía


vilagarcía / la voz

El objetivo es crear nuevos espacios de trabajo. En realidad, verdaderos polos tecnológicos en ciudades en las que funcionen facultades de Informática o dispongan de un potencial importante para atraer a profesionales que, en su momento, tuvieron que buscar proyectos de valor añadido en grandes capitales por falta de oportunidades en sus territorios de origen. Esta es, de forma sucinta, la explicación que Antonio Agrasar, fundador de Plexus Tech, aporta sobre el modelo por el que está apostando la primera compañía tecnológica de Galicia. Su oficina número 17 en España acaba de abrir sus puertas en Vilagarcía.

«En un mes, la sede arousana dispone de nueve personas y sigue en crecimiento, gracias a su capacidad para atraer talento en una comarca estratégica para la compañía», añade Agrasar. Licenciado en Físicas por la Universidad de Santiago, puso Plexus en pie hace veinte años para acabar trabajando con la práctica totalidad de las firmas que configuran el IBEX 35. Lo que Plexus hace es desarrollar soluciones tecnológicas para sectores como la banca, los seguros, las telecomunicaciones, las grandes cadenas de comercialización de productos o las Administraciones públicas en las áreas de sanidad, servicios sociales o educación.

«Nuestra gente suele responder a un perfil joven, gente de treinta y pocos años pero con experiencia. También estamos incorporando a perfiles de la formación profesional dual, que están acostumbrados a trabajar, funcionan muy bien y se suelen quedar con nosotros», apunta Silvia Fraga, directora general de Estrategia y Marca de Plexus. «En esta comarca -añade Fraga- existe un alto porcentaje de población activa y hemos detectado bastante gente que ha estudiado en las facultades o escuelas de A Coruña, Santiago y Vigo, son originarios de esta zona y probablemente se haya tenido que marchar en su día por la falta de proyectos tecnológicos de envergadura. Entendemos que es un lugar al que la gente le va a gustar trabajar».

Los tres centros de negocio de Plexus Tech se sitúan en Santiago, Madrid y Palma de Mallorca, además de disponer de centros operativos en Londres, Lisboa y Fráncfort. A través de la red en la que ahora se integra Vilagarcía, está presente en localidades como Ourense, Mérida, Murcia, Sevilla y Badajoz, «ciudades que ofrecen calidad de vida y a las que la gente quiere volver, pero encuentra muchas dificultades».

Con 1.600 personas en plantilla, Plexus Tech descartó el recurso al ERTE en los peores momentos de la pandemia. «Realmente -razona la directora de Estrategia- vivimos del talento y nos cuesta mucho trabajo mantenerlo. Queremos que nuestra gente se sienta a gusto y no queríamos dejar a nadie en la estacada». La apertura de la delegación de Vilagarcía es un ejemplo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Una oportunidad para que regrese el talento que tuvo que marcharse