El AF7 fija el 10 de enero como límite para concretar su futuro

La organización pretende conseguir una reunión con Carregal antes de año nuevo


ribadumia / la voz

«Eu calculo, por dar unha data máis ou menos, o 10 de xaneiro. Se daquela non temos nada en concreto, ao mellor temos que marchar á casa, que tamén é outra opción». El presidente del torneo internacional alevín Arousa Fútbol 7 ponía ayer en Ribadumia el cronómetro en marcha en la presentación de la sexta edición de su torneo indoor de Navidad de categorías biberón y prebenjamín. Tras mes y medio, Manolo Diz fijaba por vez primera un horizonte temporal para la resolución de una polémica que ha revolucionado el panorama deportivo, pero también político no solo ya de Vilagarcía, sino de la comarca de O Salnés con el anuncio de la organización del campeonato de su marcha de la capital arousana, en la que ha escrito los 22 años de su rica historia.

Han sido reiteradas las ocasiones en las que los responsables del AF7 incidieron en la urgencia de despejar la gran incógnita generada tras su tajante decisión, nacida de sus diferencias irreconciliables con el gobierno local de Alberto Varela. Para un torneo que congrega al grueso de las mejores canteras de fútbol de España, y una muestra de los grandes clubes de Europa y el resto del mundo, saber dónde se va a disputar su fase final resulta ya imperioso, por cuanto hablamos de gigantes del balompié que cierran sus calendarios entre finales de año y las primeras fechas del que toca cuadrar en sus agendas. De ahí el 10 de enero apuntado por Diz, habituado a disfrutar de la Navidad con la nueva versión de un cartel de lujo más que concretada.

Dos son los grandes problemas a los que se enfrenta la organización del AF7, y que explican la indefinición del horizonte en el que se mueve la cita. Dos problemas intrínsecamente relacionados.

El dónde y el cómo

Cuando los responsables del AF7 salieron públicamente a la palestra confirmando lo que llevaba un mes siendo un secreto a voces, su marcha de Vilagarcía, la única duda era saber si Sanxenxo se llevaba el torneo visto el enorme interés mostrado por su alcalde, Telmo Martín, o terminaba yéndose a otra parte -desde el Arousa Fútbol 7 se han confirmado contactos con hasta cuatro concellos de O Salnés-.

Pero una bomba cayó el día 18 en medio de la tormenta política desatada por la decisión de Manolo Diz y su grupo de directivos y colaboradores, con el grueso de la oposición vilagarciana cargando contra el gobierno local, y el ejecutivo de Alberto Varela acusando al PP de interceder en la marcha del torneo tras desvelar que Telmo Martín se había reunido con su organización en unas oficinas de la Xunta en Pontevedra. Ramiro Carregal, gran patrocinador privado y presidente de honor del AF7, advirtió en una visita a Vilagarcía de que él paga -el torneo- «si está en Vilagarcía. Y si no está aquí, no lo pago. Así que yo creo que el Arousa Fútbol 7 no se va de Vilagarcía».

Diz aseguró ayer que habló con Ramiro Carregal «antes da polémica», explicándole la decisión de dejar la capital arousana, y adelantó que mañana le pedirá una reunión cara a cara para tratar el asunto antes de acabar el año aprovechando la comida en Ribeira con la que el empresario arousano agasajará a amigos y representantes de las entidades con las que colabora. «Vilagarcía non é unha opción agora. É o pasado», sostiene Diz. Pero sin Carregal, hasta los 65.000 euros de respaldo municipal de los que se habló en el caso de Sanxenxo podrían no bastar para mantener la viabilidad del AF7.

El Concello de Ribadumia, encantado de ser la sede de un torneo indoor con 450 niños

Manolo Diz fue interpelado por el futuro de las fases previa y final del Torneo Internacional Alevín, epicentro de la actividad de la asociación Arousa Fútbol 7, durante la presentación de la sexta edición de su Torneo Indoor. Un evento este que este fin de semana reunirá a unos 450 niños de 4 a 7 años repartidos entre los 42 equipos de las categorías biberón, con competición el sábado, y prebenjamín, el domingo, que competirán en el Pabellón Municipal de Ribadumia, sito en el complejo polideportivo y cultural de A Senra. La previsión es contar con unas 1.500 personas en el recinto a lo largo de los dos días de competición.

Pensando en su «continuidade»

Diz y el alcalde de Ribadumia, David Castro, evitaron asociar la celebración del torneo indoor y la próxima elección de la sede de las fases previa y final del torneo internacional del AF7, si bien el regidor pareció de lo más dispuesto a agenciarse para su municipio todo el pack. «Que este proxecto, que esta idea, sexa o inicio dunha andadura», declaró el máximo responsable del tripartito ribadumiense. «O torneo indoor dalgunha maneira ten que ter unha continuidade», añadió.

Los organizadores del AF7 ya habían confirmado la semana pasada que el de Ribadumia es uno de los cuatro ayuntamientos con los que han mantenido conversaciones sobre la posibilidad de asentar su campeonato alevín.

Por lo que respecta al torneo indoor, Manolo Diz destacó su carácter «máis lúdico cá deportivo», con equipos procedentes de O Salnés, A Estrada y Deza, y del entorno de Santiago.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

El AF7 fija el 10 de enero como límite para concretar su futuro