El PSOE señala al PP y a Gallego como muñidores de la marcha del AF7

Los socialistas ven a los conservadores y a su candidato «inundados pola sospeita» de utilizar el torneo para dañar a Vilagarcía «con tal de intentar rabuñar uns votos»


vilagarcía / la voz

La cosa se veía venir desde que la organización del Arousa Fútbol 7 anunció que el torneo estaba a punto de abandonar Vilagarcía. Pero, sobre todo, desde que los responsables del campeonato esbozaron públicamente la forma en la que sus intereses enfilaron la proa hacia Sanxenxo. Y por fin ha llegado. La controversia en torno al AF7 dio ayer el salto definitivo a la arena política de manos de la agrupación del PSOE en la capital arousana, que no duda en apuntar al Partido Popular y a su candidato a la alcaldía, Alfonso González Gallego, como los muñidores en la sombra de esta operación.

Los socialistas emplazan al PP y a su aspirante al bastón de mando a que aclaren si han tenido algo que ver con la posible marcha del torneo de la ciudad que lo vio nacer y lo impulsó durante los últimos 22 años. «Resulta unha coincidencia demasiado curiosa -señala la ejecutiva local del PSdeG- que, xusto na última edición antes dunhas eleccións municipais, teña existido unha importante oferta económica dun Concello gobernado polo PP, como Sanxenxo». El hecho de que los propios organizadores hayan reconocido que la propuesta sanxenxina fue formulada en una reunión que tuvo lugar en las dependencias de la Xunta en Pontevedra, gracias a la intervención de un mediador, refuerza sus sospechas.

De sospechas, precisamente, habla el PSOE de Vilagarcía en su comunicado. Los socialistas ven a los populares «inundados» de ellas. Por ello, les exigen, y muy especialmente a González Gallego, que «expliquen se tiveron algo que ver neste proceso e se coñecían todos os tempos e formas en que se levou a cabo». De resultar afirmativa la respuesta a este interrogante, la ejecutiva del puño y la rosa no daría crédito a que «unha organización de Vilagarcía facilitase que un evento importante marchase da vila».

La dirección socialista, por lo demás, tira de ironía cuando afirma comprender las urgencias electorales de los conservadores, «dadas as previsións que se coñecen, sobre todo tendo en conta a valoración e expectativa do seu candidato». No obstante, el PSOE vilagarciano espera que la gaviota «sexa quen de esclarecer rápido e con nitidez a sospeita de facilitar a posible marcha do AF7». «Non se pode -añaden los miembros de la ejecutiva- danar a Vilagarcía con tal de intentar rabuñar uns votos».

Todo lo contrario opina el PSdeG de la actitud que observa en el Concello, gobernado precisamente por el socialista Alberto Varela y su equipo. Recuerda el puño y la rosa que el concejal de Deportes, Miro Serén, acaba de reiterar su voluntad de agotar hasta el final las posibilidades de que el campeonato permanezca en la ciudad. Y la perspectiva de ampliar el tope de subvenciones a eventos deportivos que, entre otras cuestiones, permitió al AF7 incrementar en un 66 % sus ingresos en la convocatoria anual de la fundación.

El recuerdo de Fran González

Por esta vía llega el último recado de los socialistas vilagarcianos a sus contrincantes populares. No entiende el PSOE que el PP critique a Ravella por mantener un equilibrio entre gasto público y fomento de eventos de relevancia, «cando eles defenderon ata o indefendible a un concelleiro que defraudou subvencións públicas e tivo que devolvelas». Se refiere el puño y la rosa a Francisco González, responsable de Cultura en tiempos de Tomás Fole, y al affaire de las ayudas públicas no justificadas a la asociación Dobre Espacio, que presidía, y lo condujo a la dimisión.

Un mediador tendió el lazo hacia Sanxenxo durante una reunión en oficinas de la Xunta

Quién es el tercer hombre que medió entre el Concello de Sanxenxo y el Arousa Fútbol 7 para ponerle los dientes largos a la organización con la perspectiva de ingresar 65.000 euros anuales? Esta es la gran pregunta que desde hace semanas ronda la posible marcha del torneo de la ciudad que lo hizo crecer. Las sospechas que ayer enunció el PSOE, poniéndoles nombre y apellidos, se basan en las declaraciones que los responsables del campeonato, en concreto su portavoz, Alberto Diz, realizaron a Radio Arosa a finales del mes pasado. Diz negó que la iniciativa de marcharse a Sanxenxo hubiese partido del AF7. Pero sí reconoció que la oferta se materializó en una reunión que había tenido lugar en «las oficinas de la Xunta en Pontevedra» y que el encuentro con el alcalde sanxenxino, el popular Telmo Martín, fue facilitado por «terceras personas».

Como quiera que el concejal de Deportes de Sanxenxo también desmintió que la idea surgiese de su gente, queda claro que quienes pusieron esta maquinaria en marcha son esas «terceras personas» cuya identidad no relevó el portavoz del torneo. Fuentes de la delegación provincial de la Xunta confirmaron poco después que esa reunión se había desarrollado en sus dependencias. Pero quisieron dejar claro que la Administración autonómica no había tenido nada que ver ni en su convocatoria ni en su desarrollo y, en todo caso, la atribuyeron a un encuentro fortuito. El resto caía de cajón. El PSOE de Vilagarcía acaba de abrirlo. Veremos cómo y quién lo cierra ahora.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos
Comentarios

El PSOE señala al PP y a Gallego como muñidores de la marcha del AF7