¿Y tú, también ibas al Martis?

Antonio Garrido Viñas
antonio garrido VILAGARCÍA / LA VOZ

VILAGARCÍA DE AROUSA

Isidoro Márquez ha lanzado una iniciativa que está teniendo una excepcional acogida entre sus exclientes, la creación de un nuevo grupo de Facebook que triunfará en Vilagarcía

11 oct 2018 . Actualizado a las 11:36 h.

Medio millar de seguidores con solo una semana de vida. El grupo que Isidoro Martínez ha creado en Facebook (Yo fui al Q& Pepsi y al Martis) va camino de convertirse en uno de los que más éxito tendrán de los que ponen a Vilagarcía como protagonista. Lógico. Isidoro tiene una espectacular colección de fotografías en las que salen buena parte de aquellos clientes que llenaban sus locales de O Castro cuando los noventa estaban comenzando a nacer.

Todo tiene una explicación. Isidoro Márquez es el responsable ahora de la cafetería Enjoy, situada apenas a unos metros de donde estaban el Martis y el Q&Pepsi, y buena parte de su clientela actual es conocida. «El 80 % venían por el Martis y muchos me insisten en que tengo que hacer una fiesta para recordar aquella época», explica. A partir de ahí surgió la idea: comenzar por crear un grupo en Facebook e ir convocando al personal a golpe de foto, que a fin de cuentas la gente es muy nostálgica, para celebrar la gran quedada probablemente en agosto, con la música a cargo de los pinchadiscos que pasaron por los locales. Hablamos, claro está, de Santy Martínez, Carlos Leites, Pedro Tato, Maxi Lojo y Rolando. Y quizás a golpe de vinilo, porque Isidoro aún los tiene en su poder. Nada menos que siete cajas bien guardas con seguro que auténticas joyas. La razón de hacer la fiesta en agosto es que ya le ha llegado feedback a Isidoro y muchos de aquellos clientes están fuera de Vilagarcía pero regresan puntuales a pasar las fiestas.

¿Cómo nació el Martis?

Regresemos al principio. ¿Cuándo nació el Martis? «Alrededor de 1987 o 1988 mi padre abrió el hostal, que también era restaurante y cafetería. Y cambiamos para convertirlo en pub en el año 90», recuerda Isidoro. No era un pub, era el pub por antonomasia en aquellos años para los jóvenes vilagarcianos. Y para los de fuera de Vilagarcía, que también se acercaban durante el fin de semana -había ambiente desde el viernes hasta el domingo- para echar unos bailes, sentarse en la terraza al aire libre o tomarse una hamburguesa, que de todo había en el Martis.