La Policía Nacional da por desarticulada la trama que traía heroína a Galicia y Portugal

En Vilagarcía se encontraron 32,5 kilos de droga en un chalé


vilagarcía / la voz

Agentes de la Policía Nacional, en colaboración con las Policía Nacional de Bulgaria, han desarticulado una organización dedicada al tráfico internacional de heroína tras intervenir más de 32 kilos de esta sustancia en una vivienda de Vilagarcía. En la operación han sido detenidos diez integrantes de la red, entre los que se encuentran el cabecilla de la banda y su lugarteniente, que controlaban desde Madrid las actividades ilícitas. Aunque las investigaciones comenzaron en marzo del pasado año, fue a finales del mes de enero cuando se produjeron las primeras detenciones. Tuvieron lugar en Vilagarcía, un domingo, en el aparcamiento de un conocido restaurante de Rubiáns. Allí cayeron cinco ciudadanos búlgaros, entre ellos una mujer, y un arousano, Miguel Señoráns, que ya había sido investigado anteriormente por narcotráfico.

Los investigadores tuvieron conocimiento de que una importante organización criminal, integrada por individuos de origen turco, búlgaro, serbio y español, estaba dedicada al tráfico internacional de heroína. El grupo tenía su centro de operaciones en Madrid, con ramificaciones en otras provincias españolas. A finales de enero se puso en marcha un operativo, que culminó con la detención de seis miembros de la banda criminal. Esta operación fue muy sonada en la capital arousana, pues agentes del Grupo de Respuesta Especial contra el Crimen Organizado (Greco) detuvieron, a punta de pistola, a dos hombres y una mujer cuando se bajaban de un vehículo en el aparcamiento de un conocido restaurante de Rubiáns. Otros tres fueron arrestados poco después, cuando los agentes interceptaron un vehículo que se desplazaba por Renza. Al mismo tiempo, se registró un chalé ubicado en la capital arousana, donde se incautaron 32,5 kilogramos de heroína distribuidos en 65 paquetes. Estaba escondida en caletas, situadas en el garaje del inmueble, que eran utilizadas para ocultar la droga hasta poder distribuirla por Galicia y Portugal. De forma paralela, en esta fase de la operación fueron detenidos otros dos integrantes de la red ilegal, un ciudadano kurdo comisionado por la organización suministradora desde Turquía, y otro de origen Búlgaro, responsable del transporte desde ese país hasta España. La completa desarticulación de esta banda se llevó a cabo en una segunda fase, que tuvo lugar durante el pasado mes de febrero en Madrid. Entonces, fueron arrestados los dos máximos responsables de la red, el jefe y su lugarteniente. En total, los agentes intervinieron 32,5 kilos de heroína, un arma de fuego, dos máquinas contadoras de billetes, 47.000 euros en efectivo, numerosos teléfonos y sistemas de navegación GPS y tres vehículos, uno de ellos de gama alta.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La Policía Nacional da por desarticulada la trama que traía heroína a Galicia y Portugal