PP y PSOE hacen pinza en Meaño para aprobar una polémica reforma urbanística

Aspérez sostiene que el acuerdo oculta una operación para ampliar el polígono industrial de A Pedreira y amenaza con acudir a la Fiscalía. El gobierno local lo niega


Meaño

PP y PSOE volvieron a hacer pinza en Meaño. Gracias a su votos, anoche se aprobó en el pleno, con carácter inicial, la modificación urbanística que va a permitir adaptar el PXOM a la Lei do Solo de Galicia, un acuerdo que repercute especialmente en el polígono industrial de A Pedreira y que va a seguir dando mucho que hablar en los próximos meses. Por de pronto, el grupo Meaño Independente (MI) anuncia que está valorando la posibilidad de denunciar el asunto ante la Fiscalía.

La formación que lidera José Aspérez lleva meses manifestando sus reparos a esta modificación urbanística alegando que obedece a una operación sospechosa por parte del grupo de gobierno. «Todo isto está dirixido para beneficiar a uns cantos e nós estamos para defender os intereses de todos os veciños de Meaño».

La versiones del gobierno local y de los independientes son contradictorias. Mientras que el PP niega que esta modificación urbanística tenga como finalidad facilitar la ampliación del polígono industrial, MI sostiene lo contrario. «Vaise abrir un vial novo que abre a porta a unha ampliación mentres se suprimen outros dous viais sen saber por que», indica  Aspérez.

Como cabía esperar, su voto en el pleno del viernes fue en contra. Lo que no estaba del todo claro es qué postura iba a defender el PSOE, cuyo apoyo es imprescindible para sacar los asuntos del orden del día adelante, dado que el PP gobierna en minoría.

Esta alianza fue, una vez más, duramente criticada por los independientes. «O que está pasando en Meaño non se ve en ningún lado. Están fóra da órbita do PSOE da comarca. Participan nestes cambalaches e logo non fan posible que saian adiante demandas sociais, como as que afectan á banda de música ou a da AMPA do colexio das Covas, que piden un conserxe».

Una vez aprobada la modificación urbanística número 2 se abre un plazo de dos meses para presentar alegaciones, y, a partir de ahí, el documento todavía tendrá que volver al pleno para su aprobación definitiva. Desde el grupo de gobierno destacan los beneficios que reporta esta medida, no solo a la hora de regularizar usos e instalaciones de las empresas radicadas en el polígono de A Pedreira sino también para ordenar otros usos y servicios que benefician a los vecinos en el resto del municipio.

La situación del PP

En el pleno de ayer, el alcalde Carlos Viéitez todavía votó dentro de la disciplina del grupo municipal del PP, toda vez que presentó un recurso a la decisión del Comité de Garantías del PPdeG de expulsarlo del partido, que aún no ha sido resuelto, según señalan desde el propio grupo de gobierno. Frente a esta versión, la línea oficial del PP da por hecho que el regidor meañés ya no está amparado por sus siglas. Así pues, el futuro de la derecha en Meaño sigue sin despejarse. El partido está dividido; por un lado, con un alcalde que no que quiere la dirección pero que cuenta con el apoyo de los concejales que le acompañaron en la lista electoral y de un importante sector de la militancia, y por otro, con una gestora creada hace unas semanas auspiciada por el presidente provincial, Alfonso Rueda, que nace con pocos apoyos entre las bases.

Con este escenario, Viéitez y sus afines harán este domingo una nueva demostración de fuerza mediante la celebración de una comida de Navidad en el pabellón de Xil que se presenta bajo el lema «Xuntos por Meaño».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Tags
Comentarios

PP y PSOE hacen pinza en Meaño para aprobar una polémica reforma urbanística