O Salnés, a la cabeza de las aulas que se pasan al libro digital

Trece centros de la comarca cambiarán los libros de texto por ordenadores el curso que viene en 5.º de primaria y 1.º de ESO

.
m. a.
vilagarcía / la voz

Continúa el despegue del libro digital en los centros escolares sostenidos con fondos públicos de Galicia. Un total de 111 colegios e institutos se suman en nuestra comunidad autónoma a la educación digital, trece de ellos se ubican en O Salnés. La herramienta de educación digital (E-Dixgal), ofertada por la Xunta, cala especialmente en las instituciones educativas de nuestra comarca y esta se convierte en la zona con más adeptos al plan y, por lo tanto, al libro digital.

Este no es el primer año que el libro digital se cuela en la enseñanza gallega. El proyecto echó a andar ya en el curso 2014-2015, pero hasta ahora se exigía como requisito estar adscrito al plan Abalar. La asesora de zona, Carmen Villamarín, explica que «se abrió a todos los centros de primaria y secundaria, porque ya se les dotó de las infraestructuras y equipamientos necesarios», uno de los principales motivos por los que la demanda del libro digital se ha disparado en Galicia, en general, y en nuestra comarca en particular.

El funcionamiento del libro digital es muy sencillo. A grandes rasgos lo que se hace es digitalizar la educación, mudar del soporte tradicional, el papel, al ordenador y a la web. De esta forma, cada alumno y cada profesor contarán con un ordenador transformable en tableta. A través de él, podrán acceder al entorno virtual de aprendizaje (EVA), en el que se encontrarán los libros y materiales ofertados por cada grupo editorial participante en el proyecto.

Cada editorial cuelga sus libros y materiales en la plataforma y, paralelamente, el profesor puede mezclar, modificar y aumentar los contenidos de los mismos. «Son personalizables. El profesor puede manipularlos y complementarlos con su propio material o con enlaces de la Web», explica Villamarín.

Además, este curso se incorpora el servicio Premium, «un soporte técnico que estará operativo las 24 horas del día, los siete días de la semana». Ya no habrá forma de escabullirse de lo deberes. Como los estudiantes podrán llevarse los ordenadores a sus casas, lo que se pretende es solucionar cualquier tipo de problema técnico que les impida trabajar en las actividades.

Internet no será un problema

Los estudiantes ya no podrán excusarse en la falta de conexión a Internet para estudiar porque E-Dixgal pone a su disposición una herramienta off-line, que funciona sin estar conectado. Los alumnos podrán descargar en las aulas el material sobre el que trabajar y llevárselo a donde ellos quieran.

Con la incorporación de unos 650 nuevos alumnos al programa, en O Salnés serán cerca de dos mil estudiantes los que aprendan de una forma diferente e innovadora. Se implantará entre el alumnado de quinto de primaria y de primero de la ESO, y les acompañarán los cursos de sexto y segundo de secundaria.

«Es muy positivo. Se enriquece mucho el aprendizaje del niño»

El instituto de Vilaxoán fue pionero en el uso del libro digital en la comarca. Llevan ya un año con él, y dos perteneciendo al proyecto Abalar, requisito exigido en la anterior convocatoria para poder optar al libro digital.

Loreto Brea es la coordinadora Abalar del centro y hace una valoración muy positiva de esta herramienta, ya que «enriquece mucho el aprendizaje al poder confeccionar tus propias fichas, que los alumnos participen en las búsquedas de contenidos...», explica. Desde el centro destacan el servicio Premium y la opción de personalizar los contenidos. Brea se encarga de las clases de informática del instituto y en ellas se centra en «explicar los recursos que tienen a su disposición para que después ellos los pongan en marcha en sus trabajos».

Loreto Brea Coordinadora Abalar CEIP Vilaxoán

«Es una metodología que hace que el alumno sea autodidacta»

El instituto de Meaño es uno de los centros que este año han decidido solicitar su inclusión en el proyecto E-Dixgal. César Fernández considera que este hecho marca un antes y un después en la metodología del centro. «Vamos a trabajar todos los profesores es una misma línea y apostar por el trabajo por proyectos», dice. La inclusión del libro digital en las aulas del instituto meañés no supondrá la eliminación del libro tradicional sino que «ahora las actividades tendrán como principal referencia el libro digital», apunta el director del centro.

Destaca Fernández las ventajas de que el profesor pueda crear su propio entorno de aprendizaje y de que los alumnos participen en su creación «buscando información en la web, vídeos, fotos...»

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

O Salnés, a la cabeza de las aulas que se pasan al libro digital