La reclamación de una herencia amenaza con dejar en la calle a una familia de Catoira en el plazo de un mes

Rosa Estévez
R. Estévez CATOIRA / LA VOZ

CATOIRA

SIMÓN BALVÍS

Una mujer podría tener que dejar su casa junto con sus dos hijos y un nieto de tres meses tras exigirlo su hermana, con la que tiene un litigio por el legado familiar

25 may 2021 . Actualizado a las 17:29 h.

Una mujer separada, con un hijo que acaba de cumplir la mayoría de edad y con una hija que hace tres años la ha hecho abuela. Esta es la familia de Catoira sobre la que pesa la amenaza de quedarse en la calle en el plazo de un mes, según una orden emanada de la Audiencia de Pontevedra. la Plataforma Stop Desahucios conoce bien el caso, que emana, explica su presidente, José Manuel Pena, de un problema familiar, de una herencia que está en los juzgados. «El asunto versa sobre una casa heredada y una herencia no partida entre hermanas», explican desde la Plataforma. De ellas, la mujer que no reside en la vivienda, «ni siquiera en el municipio de Catoira, ha demandó a la hermana que sí reside en la casa familiar por desahucio en precario».

El asunto fue visto, en primera instancia, por un juzgado de Vilagarcía, que desestimó la petición de la demandante. Fue en el mes de diciembre de 2019. Pero la alegría poco duró en la casa de Catoira, ya que la decisión judicial fue apelada ante la Audiencia de Pontevedra, quien en enero de este año anuló la sentencia inicial. El mismo día en el que se hizo público el fallo, los asesores legales de la Plataforma Stop Desahucios presentaron un «recurso de casación y extraordinario por infracción procesal ante el Tribunal Supremo, estándose, actualmente, pendiente de admisión a trámite del recurso».

Aún así, con ese proceso en marcha, hace una semana la demandante reclamó la ejecución provisional de la sentencia, y este martes, «el juzgado número 1 de Vilagarcía emitió decreto para ‘requerir a la ejecutada, a través de su representación procesal, para que proceda al desalojo de la vivienda del término municipal de Catoira, en el plazo de un mes, con el apercibimiento que de no verificarlo se procederá a su lanzamiento'».