A Araceli le hubiera gustado bailar con Pablo Motos

Bea Costa
Bea Costa CAMBADOS / LA VOZ

CAMBADOS

La lucha de la cambadesa pidiendo inversión para investigar contra el cáncer metastásico llegó a «El Hormiguero» de la mano de sus compañeras de asociación

09 mar 2021 . Actualizado a las 21:13 h.

La televisión tiene mucha fuerza a la hora de lanzar un mensaje, y más cuando se hace a través de un programa con la audiencia de El Hormiguero. En la Asociación del Cáncer Metastásico lo saben bien y, como otros tantos colectivos de este tipo, buscan la complicidad de los medios de comunicación para hacer llegar a la gente su razón de ser y sus objetivos. A la palabra cáncer y lo que ello comporta no le hace falta demasiada publicidad, pero lo que muchos ignoran todavía es que si esta enfermedad tiene carácter metastásico, no tiene cura. Es la primera causa de muerte entre mujeres entre 35 y 50 años, en el 2020 fallecieron 32.953 personas en España por esta dolencia y a las personas diagnosticadas -entre las que también hay hombres- la esperanza de vida es de cinco años.

El altavoz de estas demoledoras cifras en Arousa y en Galicia fue durante años Araceli Oubiña, una cambadesa que coronó el Kilimanjaro, organizó rutas en bicicleta por Xiabre, colectas y otras muchas actividades para dar a conocer la realidad de esta enfermedad y pedir más investigación. Araceli ya no está -falleció el pasado octubre-, pero su proclama sigue viva y «las pirateras» la corearon el lunes en el plató de El Hormiguero: «Más investigación para más vida».

Con camiseta a juego y bailando con Pablo Motos la danza de arranque del programa hicieron posible que miles de personas en España fueran testigos de su lucha, pero sin derrotismo. «Queremos vivir, y la mejor manera de reivindicar nuestro derecho a la vida es bailando», indicó Pilar Fernández, la presidenta de la asociación. Seguro que a Araceli también le hubiera gustado estar allí en primera línea.