Mon Falcón, propietario del Rif Rock: «Antes había una música más cuidada, ahora todo es pachanga»


cambados / la voz

Tras el cierre de Zao, el Rif Rock se ha convertido en el decano de los locales que pinchan música y sirven copas en Cambados. Mon Falcón lleva 19 años al frente, lo cual lo convierte en un testigo de excepción de cómo ha cambiado la noche en dos décadas.

-¿Y ha cambiado mucho?

-Es evidente que sí. La gente ya no sale como antes. La crisis, la familia... cambia la vida, y eso hace que haya menos volumen de gente en los locales.

-Pero esa es una circunstancia general, ¿por qué en Cambados se acusa más este bajón?

-Los locales son todos iguales. Antes había una música más cuidada, ahora todo es pachanga y reguetón para la chavalada.

-El bum de bares que ha experimentado Fefiñáns, y la plaza de As Rodas en particular, ¿les ha afectado a los pubs y discotecas?

-Yo creo que lo que influye son los horarios. El problema es que las cafeterías y los bares están abiertos a la misma hora que los pubs, y si ya hay poca gente, pues así todavía hay menos.

-¿Qué se podría hacer para recuperar aquellos multitudinarios sábados noche en Cambados?

-No tengo ni idea.

-¿Cómo se sienten tratados los pubs en Cambados, el Concello se lo ponen fácil o difícil?

-En cuanto a horarios, cada cual sabe cuándo tiene que cerrar. Si no lo hace es su problema. Lo que es criminal es lo que cobran por la basura.

-¿Cuánto paga el Rif Rock?

-Casi mil euros al año, a veces abriendo solo dos días a la semana, y no generamos tanta basura. Es un absurdo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Mon Falcón, propietario del Rif Rock: «Antes había una música más cuidada, ahora todo es pachanga»