Las concentraciones parcelarias tienen en vilo a casi trece mil propietarios

Medio Rural tiene reestructuraciones de tierra en marcha en Cambados, Meis, Ribadumia, Catoira y Vilanova


pontevedra / la voz

Galicia, en general, es la tierra del minifundio. Y la franja de la comunidad más pegada a la costa lo es en particular. «Ter aquí unha hectárea de terreo xunto... iso é coma una lotería», decía ayer un vecino. Por eso, hay una figura que se antoja casi imprescindible para que las parcelas cultivables o con interés forestal y productivo de cualquier tipo puedan resultar rentables: se llama concentración parcelaria, es decir, la agrupación de fincas, y en la zona arousana hay once procesos de ese tipo en marcha en los concellos de Cambados, Meis, Ribadumia, Vilanova y Catoira, que tienen en vilo a casi 13.000 propietarios. La cifra es bastante superior a la de la vecina comarca de Pontevedra, donde hay solo siete procesos de parcelaria en marcha y quienes aguardan para que se redistribuya la propiedad son 5.000 propietarios de Barro, Caldas, Cuntis y Portas.

Si hay un municipio de la comarca arousana pionero en estas lides es Ribadumia. En este municipio están rematadas seis concentraciones parcelarias. Queda pendiente la de Lois y los montes ribadumienses, que está ya también muy avanzada.

Los alcaldes, sin importar el color político y el municipio, defienden a capa y espada la apuesta por concentrar y redistribuir el terreno. Lo hace, por ejemplo, el regidor Manuel Campos desde Cuntis, un término donde se finalizaron ya ocho concentraciones. «É algo imprescindible, que cambia totalmente un concello. Eu vivín o proceso de concentración hai moitos anos na miña aldea, en Vilariño, e foi un cambio total para poder cultivar e para todo o que teña que ver co agro».

Igual de entusiasta con las concentraciones es Xosé Manuel Fernández Abraldes, alcalde de Barro, que se congratula de que la interlocución con Medio Rural esté siendo buena y de que se estén abriendo las pistas para la redistribución de tierras en Perdecanai y se estén redactando las bases de la de Curro. En Caldas y Portas los regidores, Juan Manuel Rey y Víctor Estévez respectivamente, señalan que les gustaría que los trámites de las concentraciones fuesen más rápidos. El primero indica que la de Saiar está vista para sentencia pero que a la de Godos le queda trabajo por delante «e os veciños pídenme que presione para que remate». Estévez, desde Portas, dice que en Briallos se están colocando los nuevos marcos y que en Romai están abriendo las pistas -primero se habilitan los accesos y luego se reparten las nuevas propiedades-.

En Valga y en la zona cambadesa de Vilariño caducaron los procesos

Los procesos de concentraciones parcelarias no están exentos de anécdotas, algunas que enfadan a muchos vecinos. Por ejemplo, hay algunos casos donde después de años de trámites sí o sí hay que suspender la concentración porque no hay acuerdo o por cualquier otro motivo.

Vilariño y Os Vilares, con la etiqueta de zonas caducadas. Tanto en Valga -en la zona de Os Vilares- como en Cambados -en un sector de Vilariño- caducaron los procesos de concentraciones parcelarias que en su día se iniciaron, tal y como sostiene Medio Rural. A veces ocurre esta situación porque pasan muchos años desde que se inician los trámites.

Pistas destrozadas y malestar en Godos. En la parroquia de Godos, en Caldas, la concentración parcelaria lleva en trámites desde el 2001. Y muchos vecinos están hartos de esperar. Además, ven con impotencia cómo muchas de las pistas que se hicieron para la redistribución de terrenos ya se las llevaron por delante los sucesivos temporales sin que nadie las reparase. Dicen, además, que los nuevos caminos no dejaron acceso a muchas de las antiguas fincas pensando ya en las nuevas, que todavía no están repartidas, así que «foi peor o remedio que a enfermidade».

¿Y Pontevedra y Vilagarcía? En el municipio pontevedrés y en la capital arousana ni hubo concentraciones parcelarias en la historia reciente ni tampoco las tienen en marcha ahora.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Las concentraciones parcelarias tienen en vilo a casi trece mil propietarios