A Illa restringe el aparcamiento en dos playas para combatir a las autocaravanas

El Concello colocó señales de prohibido estacionar en los accesos a Gradín y Espiñeiro


A Illa

«O Concello da Illa non está contra as autocaravanas, pero non poden estar en calquera sitio», argumenta el concejal Luis Arosa a la hora de justificar las nuevas prohibiciones de aparcamiento en dos puntos del municipio. En los accesos a las playas de Gradín y Espiñeiro se han colocado señales de prohibido estacionar en horario de 22 a 10 horas con el fin de evitar que las autocaravanas se instalen allí durante varios días.

El Concello cerró hace dos veranos el aparcamiento de tierra de O Bao para poner fin a la acampada masiva de autocaravanas en este punto y habilitó unas plazas específicas para este tipo de vehículos al otro lado, en el párking de superficie asfaltada. Pero se ve que no son suficientes y algunos autocaravanistas han buscado lugares alternativos para pasar la noche sin salir del municipio. Desde el Concello aseguran que esta práctica generó el pasado verano problemas de salubridad, porque se acumulaba basura en el entorno de Gradín y Espiñeiro y algunos conductores levantaban las tapas del alcantarillado para verter las aguas sucias. Con la ley en la mano, explica Arosa, la policía local poco puede hacer para desalojar las caravanas de modo que se optó por, literalmente, cerrarles el paso.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
8 votos
Comentarios

A Illa restringe el aparcamiento en dos playas para combatir a las autocaravanas