El lado más lúdico de Todos los Santos

El Samaín se despidió a lo grande en Arousa


El Samaín se despidió a lo grande en Arousa. Esta tradición, que muchos prefieren importar de la cultura anglosajona con el nombre de Halloween, cobra cada vez mayor protagonismo en las calles de la comarca. Los más pequeños aprovechan las fechas previas a Todos los Santos para transformarse en brujas, fantasmas y zombis y participar, de esta guisa, en desfiles. Los colegios despidieron la semana con fiestas en las que hubo abundancia de disfraces y de calabazas, pero los concellos tampoco se quedan a la zaga. En A Illa, en Catoira y en O Grove organizaron ayer citas para los más pequeños que llenaron las calles de colorido, aunque el negro es el tono que se lleva la palma en estas fechas. En Catoira hubo, también, mucha luz, la de las velas encendidas que adornan las calabazas que salieron en procesión a partir de las siete por la localidad vikinga. En A Illa también desfilaron los seres de ultratumba, a la espera de otra cita muy esperada; la que lleva mañana a los más pequeños a llamar puerta a puerta demandando una limosna en memoria de «os defuntiños». En O Grove, los niños también tuvieron fiesta en la carpa instalada en O Corgo y acabaron la jornada con cine de terror. Pero si de cine se trata, la referencia indiscutible en la última semana es Vilagarcía. El Film Curtas Fest también se volcó con el Halloween y montó ayer un taller de calabazas y otro de maquillaje, una yincana terrorífica, una procesión de la Santa Compaña y un baile de vampiros con el que despidió la jornada. El festival concluye hoy con una selección de cortometrajes.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El lado más lúdico de Todos los Santos