EU y BNG afean a Cacabelos la falta de planificación en la gestión municipal

leticia castro O GROVE / LA VOZ

AROUSA

Martina Miser

El lunes se celebró un fugaz pleno para un reconocimiento de crédito

22 nov 2023 . Actualizado a las 05:00 h.

O Grove celebró este pasado lunes un breve pleno extraordinario derivado de la necesidad del reconocimiento extrajudicial de crédito de un listado de facturas que se encuentran pendientes de pago, por lo que el asunto requería de cierta urgencia. Era al fin y al cabo un mero trámite que no debía robar demasiado tiempo a la corporación, como así fue. La sesión salió según lo previsto, con la votación aprobada por mayoría, gracias a las abstenciones de toda la oposición. Era un suplemento de crédito de 118.727 euros, que cubría la citada necesidad, alguna que otra subvención nominativa y facturas correspondientes a ejercicios anteriores que debían aprobarse ya, dado que los plazos administrativos así lo requerían.

Y aunque todos estaban de acuerdo en el fondo, ni a Esquerda Unida ni al BNG le gustaron las formas, por lo que no dudaron en afearle al regidor, José Cacabelos, su proceder. El portavoz de EU, José Antonio Otero, señaló que «non ten sentido que se faga este pleno, pois a última factura que hai ten data de setembro, cando xa se sabía que o orzamento ía ser prorrogado, e houbo dúas sesións plenarias ordinarias nas que se puideron tratar estas cuestións, en lugar de convocar un pleno extraordinario ocasionando os gastos que conleva». Los izquierdistas consideran que estas formas no son más que «un mal planeamento do traballo diario do Concello», según apuntaba Otero.

En la misma línea se manifestó el nacionalista David Torres, añadiendo en su caso que no estaba tampoco de acuerdo con la urgencia de la convocatoria. «Non estamos de acordo, porque isto supón ademais que se nos remitan os documentos para a comisión informativa xusto antes do pleno e non podemos estudar con claridade o que aquí se trae», explicaba. Y es que el portavoz del Bloque aseguraba que esa urgencia no estaba permitiendo a la oposición realizar como debiera las labores de fiscalización del gobierno. «Isto denota que o executivo non fai ben o seu traballo, porque ademais o normal sería ter un orzamento do ano 2023 onde estivera todo relacionado e non ter que aprobar estas facturas con modificación de crédito», explicaba David Torres, recriminando también al gobierno local que está abusando del formato de plenos urgentes, convocándolos «de xeito reiterativo». El PP fue el único partido de la oposición que optó por no pronunciarse y se abstuvo en la votación como el resto.