Ángel Stanich protagoniza el segundo concierto de la Festa do Albariño

Eva Fuentes / A. G. CAMBADOS / LA VOZ

AROUSA

Después de tres años de retiro artístico, el artista cántabro regresa a lo escenarios

29 jul 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

De no ser por la pandemia, miles de personas se darían cita hoy en Cambados, como cada jueves de Albariño. El covid ha reducido la fiesta a su mínima expresión posible, y la programación de uno de los eventos más multitudinarios de cuantos se celebran en la comarca se reduce al ciclo de conciertos en la plaza de Fefiñáns, la misma que esta tarde a las 20.30 horas vibrará con el concierto del ermitaño del pop Ángel Stanich, para el que aún quedan plazas disponibles.

Oriundo de Santander, el artista lleva activo desde 2007, aunque no fue hasta 2014 que publicó su primer disco, titulado Camino Ácido (Sony Music). A este le siguieron tres EP más, tras los cuales llegó Antigua y Barbuda, lanzado en 2017, su segundo álbum. Después de anunciar un «muy necesario descanso» en 2019, Ángel Stanich volvió con sus nuevas canciones a Galicia acompañado de su banda, y tras las actuaciones en Boiro y en Vigo durante el mes de julio, hoy aterriza en la plaza de Fefiñáns uno de los nombres más sonados entre los amantes del folk-rock americano.

El artista cántabro viene de crear dos trabajos en 2021, su aún humeante EP de regreso, Una visión global bastante aproximada, en forma de vinilo de diez pulgadas en edición limitada que da sentido al paréntesis, y su tercer álbum, que saldrá a la luz en septiembre y que aparecerá también en una edición limitada en formato vinilo. Así, Stanich reapareció en la escena musical el pasado mes de abril con El volver como gancho preliminar, una declaración de intenciones que anunciaba la nueva cosecha cargada de canciones, y luego llegó Una temporada en el infierno como bomba decisiva, un canto cáustico a toda mecha, entonado desde el retrovisor de un año de confinamiento. El cantautor ha soltado en esta última canción toda la rabia que llevaba dentro, sin salirse de su estilo y sonido.