La carretera de Cobas de Lobos se sigue hundiendo

Bea Costa
b. c. CAMBADOS / LA VOZ

AROUSA

Martina Miser

En agosto comenzaron los trabajos en la red de alcantarillado y la obra sigue dando problemas. Este sábado fue necesario tapar un nuevo socavón

16 may 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

La carretera de Cobas de Lobos (Vilariño-Cambados) sufrió el viernes un nuevo hundimiento del firme, que se suma a otros que se han producido en los últimos meses. Esta carretera está siendo objeto de obras de mejora de la red de alcantarillado y los trabajos se han complicado por la aparición de aguas subterráneas, que provocan que el terreno ceda, especialmente cuando llueve.

El asunto preocupa hasta el punto de que la oposición sacó adelante un acuerdo plenario el pasado jueves por el que insta al Concello a reparar esta carretera. Fue a instancias de Cambados Pode, cuyo portavoz, José Ramón Abal, alertó ayer de que el asfalto volvió a abrirse. Según sus datos, desde que se iniciaron estas obras el pasado agosto se han producido cinco accidentes de tráfico y teme que pueda volver a ocurrir, con consecuencias graves. Máxime cuando la señalización de la zona es deficiente y la iluminación de la carretera tampoco es buena, argumenta.

El concejal de Obras, Samuel Lago, informa de que la empresa acudió ayer mismo a tapar el agujero, pero la oposición considera que esta no es la manera de proceder. «A empresa fixo un compactado que é unha auténtica chapuza. Isto que é un cachondeo señor concelleiro de Obras; como pase unha desgraza mortal a responsabilidade vai ser de vostedes, non é unha broma», indicó Abal durante en respuesta al concejal Samuel Lago en el pasado pleno. El socialista respondió con un «eu non son técnico» y considera que corresponde a la empresa adjudicataria resolver la situación. Recordó que los actuales problemas son fruto de los defectos de un proyecto que se hizo en la época de José Ramón Abal como miembro del gobierno y, en todo caso, apostilló, «non permitiremos que a obra quede mal feita».

Cambados Pode habla de chapuza, el PP, de incompetencia, y el BNG, sin entrar en este tipo de consideraciones, también dio su apoyo a una moción por la que se insta al Concello a arreglar la pista sin esperar a recepcionar la obra.