La ley avala la elección de Marta Giráldez y la mancomunidad tiende la mano a Durán

Bea Costa
bea costa CAMBADOS/ LA VOZ

AROUSA

MONICA IRAGO

El juzgado desestima el recurso interpuesto por el Concello de Vilanova sobre la constitución de la Xunta Xeral que llevó a la socialista a la presidencia

10 feb 2021 . Actualizado a las 21:00 h.

La elección de Marta Giráldez como presidenta de la Mancomunidade do Salnés fue legal. Así lo ha dictaminado el Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 2 de Pontevedra que desestima la demanda interpuesta por el Concello de Vilanova en este sentido. Contra esta sentencia cabe recurso ante el TSXG, de modo que el caso todavía podría tener recorrido judicial. El alcalde vilanovés, Gonzalo Durán, declina hacer declaraciones y no aclara nada al respecto. Quién sí habló fue Giráldez, que compareció este miércoles en rueda de prensa para valorar la sentencia junto al vicepresidente, Carlos Iglesias, y la alcaldesa de Cambados, Fátima Abal.

Por supuesto, los socialistas están satisfechos con un fallo que, dicen, no les sorprendió y que «pon a cada un no seu sitio», pero la alcaldesa de Meis reconoció que no es grato tener que abordar esta cuestión en la medida que pone de manifiesto una fractura interna sin precedentes en la unión de concellos. La socialista repitió el mensaje lanzado cuando tomó posesión en diciembre de 2019: «Sigo tendéndolle a man ao Concello de Vilanova e ao representante de Meis», indicó en alusión al concejal del PP, José Luis Pérez, que, como los vilanoveses, Gonzalo Durán y Javier Tourís, no llegaron a tomar posesión.

Aboga por «sumar para hacer comarca» y anunció que, con o sin Vilanova, la mancomunidad va a seguir trabajando con un talante constructivo. «Non entendo que alguén que se beneficia dos servizos da mancomunidade queira poñerlle paus nas rodas», señaló en alusión al alcalde vilanovés. Iglesias y Abal refrendaron las palabras de la presidenta, aunque la cambadesa introdujo un matiz más crítico. Habló de los «delirios» de Durán, a quien recriminó que deje la defensa de los intereses de su Concello en manos de un «recadero», en alusión al popular Luis Aragunde. «Por que non dá a cara», añadió la regidora.