Durán, el alcalde del PP que se declara republicano pero no quiere «una república bananera»

El gobierno conservador de Vilanova, cuyo regidor pone a Francia como ejemplo, rechaza retirar el nombre a la calle Juan Carlos I

A. Garrido
vilanova / Vilagarcía / la voz

Juan Carlos I seguirá teniendo su calle en Vilanova de Arousa a pesar de que el alcalde, Gonzalo Durán, es un republicano confeso. Lo ha dicho muchas veces públicamente y vuelve a reafirmarse en sus convicciones a propósito del debate suscitado por una moción del PSOE, por la que pedía que la avenida Juan Carlos I -una de las principales arterias del pueblo- pasase a llamarse avenida de la Democracia. «Soy republicano, pero yo quiero una república francesa no una república bananera», afirma el regidor. Por eso, él y su grupo votaron en contra de la iniciativa el lunes por la noche, impidiendo así que prosperase. La oposición hizo piña (PSOE, BNG y Gañemos), pero no fue suficiente para contrarrestar la mayoría del PP.

A la hora de defender a la figura de Juan Carlos I, Gonzalo Durán apeló a la presunción de inocencia y al papel que desempeñó durante la transición española y en el golpe de estado del 23-F. Pero hay otras razones. En su opinión, este tipo de mociones auspiciadas por la izquierda responden a un afán «de cambiar el régimen del 78». «Esto no va de Juan Carlos, esto va de una campaña para instaurar en España una república bananera y chavista que yo no quiero», añadió el regidor. Y él, aunque republicano, no va a alimentar a quienes pretenden cambiar la Constitución, dice.

Por su parte, el portavoz del PSOE vilanovés, Javier Dios, explica que no se trata de un debate entre monarquía y república; lo que se pone en cuestión, argumenta, es la figura del rey emérito por su proceder ante los últimos acontecimientos. «A súa fuxida de España, cando seguen aparecendo probas que apuntan á comisión de delitos relacionados coa evasión fiscal e a cobranza ilegal de comisións, é unha mostra máis da súa máis que probable participación nestes comportamentos corruptos que están afastados de ser modélicos e, polo tanto, deben ser criticados e condenados», señala el argumentario de la moción.

«A exemplaridade de Juan Carlos de Borbón púxose en cuestión e quedou patente que xa non representa os valores democráticos que se esperan dun representante público. Esta situación esixe que se adopten medidas destinadas a defender os principios democráticos que se ven atacados coa acumulación de indicios e evidencias sobre comportamentos corruptos que se ampararon nos privilexios derivados da súa posición, da suposta impunidade e a acumulación dunha inmensa fortuna»

Y otra polémica por los sueldos

La propuesta del cambio de nombre de la avenida Juan Carlos I no fue el único punto que soliviantó a Durán. Especialmente molesto se mostró con la postura de Gañemos y BNG por su voto en contra a la propuesta del gobierno local de congelar los salarios de los liberados durante la pandemia. «Son cuatro duros, pero es un gesto ético. ¿cómo se puede estar en contra de algo así? Yo no estoy en política para enriquecerme mientras otros andan comprando chalés», señala el regidor.

El PSOE impidió la misma medida en Vilagarcía con la abstención del PP

Si a los socialistas de Vilanova no les vale que Juan Carlos I tenga una calle y al PP sí, en el municipio vecino, en Vilagarcía, ocurre todo lo contrario. Allí ya se votó esta cuestión el pasado verano y el sentido del voto fue muy diferente. La propuesta, que partió de Marea da Vila y de Vilagarcía en Común, fue rechazada gracias a los votos en contra del PSOE y la abstención del PP. Marea da Vila carga contra los socialistas, «un partido que se di republicano, pero logo vota en contra de quitarlle os honores a unha persoa que manchou a figura da xefatura do Estado e amosou ter máis apego aos cartos que a España», indica la portavoz María de la O Fernández. 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos
Comentarios

Durán, el alcalde del PP que se declara republicano pero no quiere «una república bananera»