El regreso del hombre que rozó unos Juegos: A una plaza de volar a Río 2016

Por primera vez desde su intento frustrado, Diego Romero vuelve a preparar específicamente el asalto al C1 1.000 de la selección española


La Real Federación Española de Piragüismo ha fijado para el 22 y 23 de abril el selectivo del que saldrán las dos canoas masculinas y las dos femeninas que intentarán conseguir plaza para España en la gran cita de Tokio bien a través del Preolímpico Europeo de Racice, con dos puestos en juego por barco, bien en el posterior Preolímpico Mundial de Duisburgo, ya con solo una. Diego Romero y Manuel Fontán trabajan a destajo para ocupar un billete en la selección española que lo intente hasta el último momento.

El catoirense del Breogán do Grove, afincado desde el 2012 en Boiro, aspira a hacerse con el C1 1.000 hispano que acudirá al Preolímpico Europeo de Racice. Un barco en el que apuntó maneras como posible relevo de David Cal en el anterior ciclo olímpico, hasta el punto de que «tanto no Mundial do 2015 como no Preolímpico do 2016 fun o que se quedou a un barco das prazas para os Xogos de Río», recuerda. Y ello, a pesar de haberse centrado en dicho ciclo en el C2 1.000 a dúo con el meco Tono Campos.

Tras la frustrante experiencia, Romero se centró en el maratón, en el que conquistó cuatro títulos y un bronce entre Europeos y Mundiales los dos últimos años. En diciembre empezó a prepararse para el asalto al C1 1.000. «Especificamente, non o preparaba desde o 2016. Nestes anos seguínme presentando aos selectivos de C1 1.000, pero non estaba para gañar, facíao para non perder a competitividade», explica Diego Romero.

El breoganista se puso en manos del responsable del grupo de canoa del CGTD, Melo Costa, con el que trabaja entre 5 y 6 horas diarias de media. Un régimen de entrenamientos que agradece al Ejército, al que Romero se incorporó hace dos años.

La mira de Manuel Fontán está puesta más en el C2 1.000 que en el C1. El vilanovés del Náutico O Muíño de Ribadumia, Sub-23 de primer año, hará pareja con el cangués Pablo Graña, campeón del Mundo Absoluto de C2 200 y plata mundial Sub-23 de C1 200 en el 2019. Sus otros dos compañeros en el grupo de canoa del CGTD, el madrileño Noel Domínguez y el cangués David Barreiro, ambos del Breogán, estarán entre sus rivales para desbancar a los poienses Sergio Vallejo y Adrián Sieiro.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El regreso del hombre que rozó unos Juegos: A una plaza de volar a Río 2016