Cáritas ha recogido 88 toneladas de ropa usada en Vilagarcía desde el 2016

Ravella subraya los efectos decisivos de la colaboración municipal en un programa que recicla y da empleo


vilagarcía / la voz

Se denomina Arroupa, Cáritas lo activó hace cuatro años y actúa en varios frentes. Ofrece empleo a personas en riesgo de exclusión social y permite dar nueva vida a prendas de ropa que, de otra forma engrosarían el volumen de residuos que genera Vilagarcía y, en consecuencia, también la factura económica y ambiental que la ciudad paga para deshacerse de ellos. Ayer, el Concello quiso hacer un balance del programa en la capital arousana desde su implantación, en el 2016, y sus resultados difícilmente podrían ser más positivos: 88 toneladas de ropa usada recogidas en los 16 contenedores que la oenegé dispuso en diferentes puntos del municipio, además de los dos que funcionan en la iglesia parroquial.

La participación de Ravella en el desarrollo de Arroupa se materializa a través un convenio, que permite a la oenegé instalar los 16 depósitos en la vía pública sin pagar tasa alguna a las arcas municipales. «A súa boa acollida entre os vilagarciáns resulta moi positiva, tendo en conta as súas vertentes social e medioambiental», señala el gobierno socialista, destacando que el volumen de prendas recogidas el año pasado se incrementó en cinco toneladas frente al 2018.

Esta evolución creciente se mantiene, de hecho, desde el desembarco del programa en la capital arousana. Los puntos de recogida más productivos vuelven a ser los de la plaza de la Constitución (10.680 kilogramos) y el de O Piñeiriño (9.232). En el contenedor de Carril se depositaron 5.216 kilos, 5.143 en el de la avenida de Matosinhos y 5.061 en el de As Carolinas. A continuación se situaron los depósitos de Vilaxoán (4.966 kilogramos), A Coca y Alcampo (4.951), San José (4.727) y López Ballesteros (4.639). Rozando las cuatro toneladas se quedaron Sobradelo y la avenida de A Mariña, mientras que Fontecarmoa recogió 2.754 kilos; Sobradelo, 2.282; Trabanca-Badiña, 2.197; y la iglesia de Rubiáns, 2.011. Por último, en la calle de O Porto se depositaron 1.191 kilos de ropa usada. A estas cantidades es preciso añadirles los 10.938 kilogramos del contenedor de Santa Baia, además de las prendas donadas directamente al ropero parroquial, que supusieron casi cuatro toneladas.

Arroupa, indica Ravella, se vertebra a través de una sociedad limitada cuyo objetivo es proporcionar un puesto de trabajo a personas desempleadas e riesgo de exclusión.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Cáritas ha recogido 88 toneladas de ropa usada en Vilagarcía desde el 2016