Concello y mancomunidad de montes seguirán de la mano

Ravella destinó 80.000 euros a apoyar la prevención de incendios


vilagarcía / la voz

La de ayer era una jornada especial para la mancomunidad de montes de Vilagarcía porque se certificaban los últimos trabajos que había subvencionado el Concello para realizar tareas de reforestación y de prevención de incendios. Y si algo ha quedado claro es que esa entente surgida entre la administración local y los comuneros ha funcionado razonablemente bien y la hoja de ruta para que toda siga fluyendo con normalidad está ya marcada.

Falta, sin embargo, algún punto por pulir. El que más preocupa en la mancomunidad de montes es que el acuerdo del próximo año llegue con el margen suficiente como para que se puedan incluirse en él labores de repoblación que tienen que ejecutarse ya durante los meses de enero y febrero. Ese sería el punto más importante a mejorar, según apunta Ramón Bueno, y en él insistieron al concejal Lino Mouriño, que ayer acudió al acto y que comprometió el apoyo del gobierno local para seguir yendo de la mano en las tareas de prevención de incendios y de reforestación.

El otro punto sobre el que quieren los comuneros insistir es en el de la formación. Actualmente alrededor del 15 % de la ayuda que reciben se dedica a este apartado y consideran que es fundamental mantenerlo. Crear una página web es uno de sus objetivos. Una página que serviría como punto de información, pero también de conexión entre las distintas comunidades.

Siete son las comunidades de montes que integran la mancomunidad de Vilagarcía, cifra que los directivos confían en que aumente de manera más o menos inminente con la inclusión de Bamio y de Fontecarmoa. Sucede que para que ello sea posible debe contar con la aprobación de las respectivas asambleas, algo que todavía no se ha producido. Apunta, eso sí, Ramón Bueno, que el contacto con los representantes de ambas es fluido.

Por lo que respecta a las actuaciones que se han venido realizando a lo largo del año, las tares de desbroce y limpieza han sido las más comunes, aunque también se ha podido hacer plantaciones de pinos, carballos o castaños en algunas de las comunidades.

Cerca de 40 hectáreas

En Rubiáns se han actuado en 8,08 hectáreas, en Trabanca Sardiñeira en 3,91, en Trabanca Badiña en 5,71, en Cea en 4,38, en Guillán, en 4,16, en Sobrán, en 5 y en Loenzo, en 9,81. En total, en las siete que integran la mancomunidad se actuó en algo más de 39 hectáreas de las 990 que están clasificadas. Pero, además, en Bamio hubo actuaciones en 4 de las 300 que tiene catalogadas y en Fontecarmoa también en 4 de las veinte.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Concello y mancomunidad de montes seguirán de la mano