Javier Ruiz: «Los colegios tendrían que dar una asignatura sobre actividades náuticas»

Afirma que un estudio interno calcula que cada barco en tránsito deja entre 150 y 200 euros donde atraca


ribeira / la voz

Es un apasionado del mar y de la náutica. Javier Ruiz de Cortázar Díaz (Ferrol, 1959) preside la Asociación de Clubes Náuticos de Galicia (Asnauga) desde el 2004 por lo que conoce perfectamente el sector y todos los entresijos que conllevan las instalaciones deportivas de estas entidades, así como sus problemas y sus objetivos.

-¿Qué le parece el cambio al frente de Portos de Galicia?

-Aún es pronto para opinar. La nueva responsable, Susana Lenguas, aún acaba de aterrizar y no le dio tiempo a hacer nada. José Juan Durán hizo bastante por la náutica deportiva y espero que la nueva responsable también esté interesada en este colectivo.

-¿Cómo eran las relaciones con el anterior responsable de la entidad?

-Relativamente bien. Siempre hubo sus más y sus menos, pero teníamos un trato fluido entre ambas entidades.

-¿Y qué espera de la nueva presidenta?

-Pues la verdad, que siga potenciando y apoyando la náutica deportiva y también que se puedan ampliar las demandas de nuestro colectivo.

-El incremento de los tránsitos en los puertos gallegos es espectacular. ¿A qué se debe este gran momento?

-Hemos trabajado mucho en todos los aspectos, tanto nosotros como la Administración. En España hay 20 puertos deportivos con la Q de calidad de los cuales 13 están en Galicia y 12 de ellos pertenecen a nuestra asociación. Eso quiere decir que lo estamos haciendo bien. En los últimos tiempos hemos traído periodistas extranjeros para dar a conocer nuestras instalaciones. Además, la gente de fuera empieza a saber donde está Galicia. Le gustan nuestras rías, el paisaje, el clima y la gastronomía, entre otras cosas. Aún así, tenemos que seguir avanzando y necesitamos mejorar nuestras instalaciones portuarias, aunque las actuales tienen un nivel muy aceptable de calidad, tanto en infraestructuras como en servicios.

-¿Qué repercusión tiene la náutica recreativa en las localidades donde hay puertos deportivos?

-Pues la verdad tiene bastante. Por desgracia, menos de lo que queremos, pero aún así es una buena fuente de ingresos económica y turísticamente. Cada barco, según un estudio que tenemos, puede dejar entre 150 y 200 euros al día en el lugar que visita. Multiplicado esto por los tránsitos genera una economía muy importante.

-¿Es elitista el sector de la náutica?

-Yo creo que no. Hay mucha gente normal y corriente que le gusta el mar. Además hay un amplio mercado de segunda mano. Los náuticos abrieron sus puertas a todo el mundo e incluso hacen cosas para los concellos. Los colegios tendrían que dar una asignatura sobre actividades náuticas pues hay que recordar que Galicia tiene más de 1.300 kilómetros de costa y no podemos vivir de espaldas al mar. Además somos una potencia en deportes náuticos con grandes especialistas a nivel internacional.

«Uno de los problemas de la comarca es que tenemos muchas plazas vacías»

El presidente de Asnauga, Javier Ruiz, asegura que los náuticos colaboran activamente con muchas localidades costeras para realizar actividades relacionadas con el mar.

-¿Cuál es la salud de los náuticos de la comarca de Barbanza?

-Pues sinceramente, creo que son de los que mejor salud tienen en Galicia y mayores posibilidades de supervivencia. Están subsistiendo a pesar de que todavía se está notando la crisis. Lo están llevando bien, con sus penurias y esfuerzos y con unas directivas que trabajan muy duro para seguir adelante.

-¿Qué cree que necesitan estas instalaciones de la zona?

-En la actualidad, uno de los problemas de la comarca es que tenemos muchas plazas vacías. La crisis se llevó por delante numerosas embarcaciones. Desde la Administración habría que replantearse modificar las tasas y las ayudas a estas entidades recreativas pues además, tienen labores sociales en sus localidades. La náutica puede colaborar con los concellos en actividades relacionadas con el mar. Por eso, es necesario aunar esfuerzos y apoyarnos entre todos. Aún así, soy muy optimista y estoy convencido de que los náuticos de Barbanza saldrán adelante pues potencial para ello tienen y unas directivas muy implicadas.

-Varios náuticos de la comarca tienen proyectos pendientes. ¿Cómo están?

-Uno de los problemas que veo es que la Administración es mucho más lenta de lo que tenía que ser pues los temas náuticos no pueden tener tanto retraso. Desde la asociación estamos trabajando para agilizar todos los asuntos pues es necesario llevarlos adelante lo antes posible por el bien de estas entidades.

-¿Cuáles son esos proyectos que están a la espera en la comarca?

-Rianxo tiene uno muy interesante que lleva años esperando. Cuentan con un proyecto de modificación del puerto, pero sigue sin salir adelante. Los náuticos de Boiro y Barraña también tienen pendientes unas modificaciones. El de Ribeira las está haciendo ahora, y en Portosín se las acaban de aprobar.

-¿Tardarán mucho en estar listas dichas actuaciones?

-Las que están en marcha creo que en dos o tres años podrán estar finalizadas y ejecutados los proyectos. Las actuaciones que están pendientes mejorarán las instalaciones deportivas para hacerlas más funcionales y atractivas tanto para el público en general como para sus usuarios.

«Creo que las cuotas que pagamos a Portos son elevadas»

Los clubes náuticos y los puertos deportivos de Galicia generan riqueza en las zonas donde se encuentran ubicados. En la comunidad autónoma, las entidades adscritas a Asnauga tienen con más de 6.000 puntos de amarre y unos 45.000 usuarios al año. Además, dan trabajo directo a medio millar de personas y a otras tantas indirectamente.

-¿Estas entidades ayudan a crear riqueza?

-Efectivamente. Damos trabajo a centenares de personas, pero también hacemos una función absorbente pues aglutinamos a gente procedente del sector de la pesca que se queda sin trabajo. Muchos de nuestros empleados son personal reconvertido debido a la crisis de la pesca.

-¿Es normal que el propietario de una embarcación pague el amarre a su club y también a Portos de Galicia?

-Es lo que marca la ley. Cada entidad tiene que cobrar por los servicios que presta y las tasas hay que abonarlas. Es normal que se pague por el dominio público que estás utilizando. Otra cosa es hablar de los importes que hay que satisfacer.

-¿Qué opinión le merece que muchas embarcaciones de recreo atraquen en dársenas portuarias y no paguen nada?

-Si la normativa establece que hay que pagar, pues todos tendremos que acatarlo. Si no nos gusta la norma, pues habrá que cambiarla. Lo lógico es que pague todo el mundo.

-¿Y que Portos permita a barcos de la séptima lista atracar en pantalanes de profesionales del mar teniendo instalaciones náuticas cercanas?

-Entiendo que no lo permite la ley, pues cada uno debe estar en el sitio que le corresponde.

-¿Cómo ve las cuotas que tienen que pagar a Portos?

-Creo que las cuotas que pagamos a Portos son elevadas. Sería más lógico hacer un estudio para adaptarlas y modificarlas.

-¿Esas cantidades repercuten después en las instalaciones?

-Nosotros hace tiempo que estamos pidiendo ese dinero para que repercuta de nuevo en las instalaciones con la finalidad de que se puedan cuidar y mantener de forma correcta.

-¿Son accesibles estas entidades para el público en general?

-Hoy en día, sí. El 95% tenemos escuelas de vela, ofrecemos cursos de buceo, pero también colaboramos con los concellos en la organización de actividades relacionadas con el mar ya que tenemos infraestructuras. También ayudamos y aconsejamos a la gente a comprar embarcaciones. Este deporte es como otro cualquiera en el que cada vez participa más gente.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Javier Ruiz: «Los colegios tendrían que dar una asignatura sobre actividades náuticas»