Una noche de incidencias leves y muchas alcoholemias

Peleas, quejas por el ruido y una treintena de heridos leves forman el parte de campaña de un San Roque tranquilo


vilagarcía / la voz

Las noches de la Festa da Auga podrían dar para una serie de televisión. Una sit com en la que el personal de Emergencias, de limpieza y los agentes de la Policía Local y Nacional tendrían mucho que contar. Y, por supuesto, el concejal Lino Mouriño. Especialmente preocupado cada mañana del 16 de agosto, suele formar parte de la brigada de limpieza que le da un primer y especial fogonazo a la playa de A Concha. Ayer, sin embargo, vivió un episodio que se salió del guion establecido cuando participó en el rescate de una pareja que se había internado en el cuarto de contadores de un edificio para hacer efectivo su amor de verano y que tras, probablemente, hacer efectivo su amor se dieron cuenta de que no podían realizar la marcha atrás. Es decir, que eran incapaces de salir por donde habían entrado. Cuentan quienes fueron testigos del rescate que los protagonistas les aseguraron que habían estado bastante tiempo pidiendo auxilio, sin éxito, y que tuvieron una botella de ginebra como fiel compañera de oscuridades y angustias.

Pocas incidencias

Lo cierto es que, más allá de la anécdota del cuarto de contadores, las incidencias no fueron ni demasiado graves ni muy importantes teniendo en cuenta las miles de personas que disfrutaron de la larga noche. El balance de la Policía Local apunta que fueron las pérdidas de carteras y teléfonos las principales incidencias que tuvieron que atender los agentes. El problema más graves se produjo con un menor que fue detenido por un atentado contra un agente de la autoridad. Al chaval, tras tirar un par de motos y emprenderla a golpes con un vehículo, no se le ocurrió mejor cosa que golpear a un policía. De ahí al calabozo solo hay un paso.

Hubo, además, según el balance de la Policía Local, cuatro accidentes que registraron daños materiales. Uno de ellos con una alcoholemia positiva. Y muy positiva puesto que dio sendas tasas de 0,97 y 0,92.

Por lo que respecta al balance de Protección Civil, este refleja un total de 26 intervenciones sanitarias. Además, los diferentes equipos sanitarios atendieron a una veintena de personas con diferentes cortes y contusiones.

Pelea en Doctor Carús

En cuanto a la UVI Móvil que estaba en Vilagarcía atendió a cuatro pacientes y trasladó a dos de ellos al Hospital do Salnés. Además intervino conjuntamente con la ambulancia de Protección Civil en una pelea que se produjo en la plaza de Doctor Carús, donde también tuvo que actuar la Policía Nacional para calmar los ánimos.

Además, en el hospital de campaña que se instaló en las inmediaciones de la plaza de A Peixería atendió una treintena de incidencias leves que no necesitaron mayores complicaciones.

El informe que elaboró Protección Civil desvela que las intoxicaciones etílicas tuvieron a jóvenes de entre 16 y 19 años como principales y desgraciados protagonistas y que en la mayoría de las intervenciones sanitarias fueron los varones quienes necesitaron de la ayuda de los miembros de los servicios de Emerxencias.

Ya por la tarde se celebró la procesión que devolvió la imagen de San Roque a su lugar en la capilla de Santa Baia de Arealonga.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Una noche de incidencias leves y muchas alcoholemias