La campaña se enfanga de mala manera

La senda electoral se rodea de carteles serrados a los independientes, vallas destrozadas al PSOE, bloqueo de los perfiles del BNG en Facebook e incluso sangre y sal en la bolsa del pan de la abuela de una candidata

a. garrido
vilagarcía / la voz

Entre las clásicas marrullerías que nunca faltan en cualquier campaña, tales como tapar con un cartel propio el rostro del contrincante ajeno, y lo que esta semana se está desplegando en los espacios electorales de O Salnés media una enorme diferencia. Día a día surgen denuncias públicas sobre destrozos, bloqueos en Internet e incluso amenazas veladas de gusto nauseabundo, más propias de una meiga de silveira que de una persona con dos dedos de frente. El camino hacia las urnas se está sembrando de episodios fangosos a esta orilla de la ría de Arousa.

Un ejemplo de este mal ambiente se dio ayer entre las agrupaciones del BNG de O Salnés. Uno tras uno, sus perfiles oficiales de Facebook se vieron bloqueados. También el de su estructura comarcal, cuyo responsable, Manolo Domínguez, confirma que se trata de una campaña organizada, que afecta al frente nacionalista en otros municipios de Galicia. Algunos de ellos tan cercanos como Barro, Moraña o Cotobade. «Cremos que o fixeron foi denunciar falsamente contidos inapropiados, unha situación diante da que Facebook paraliza as contas practicamente por sistema», indica el responsable comarcal del Bloque. Domínguez explica que se han puesto en contacto con los administradores de la red social para activar de nuevo sus perfiles. La cuenta general de O Salnés, por ejemplo, estaba ya operativa por la mañana.

La versión más pendenciera de la campaña electoral alcanza, en definitiva, el ámbito digital, después de que formaciones como Meaño Independente denunciasen prácticas mucho más pedestres, como la destrucción de una decena de sus carteles a base de ser serrados sin contemplaciones. José Aspérez y su equipo apenas podían creerse el lunes que alguien, obviamente reincidente, hubiese acometido de nuevo su material de propaganda, rebarbadora en mano, cuando apenas unos días atrás ocho de sus carteles fuesen destrozados de la misma forma.

Algo semejante, aunque de características menos montaraces, desveló ayer la candidata del PSOE a la alcaldía de Valga. María Ferreirós explica que una de las vallas de madera que se ponen a disposición de las formaciones en liza en los espacios públicos amaneció descolgada. «Está claro que isto se fixo a propósito, i é curioso, porque aos carteis de Bello Maneiro [candidato del PP a la reelección] están intactos». Tampoco el material de Valga Viva corrió mejor suerte en determinados emplazamientos.

El capítulo más truculento

Pero si algún lance de esta serie se lleva la palma, este es sin duda el mal trago que han tenido que soportar la candidata del Bloque en Vilanova, Noelia Valle, y su abuela de 84 años. La anciana acostumbra a colgar cada mañana de su portal la típica bolsa del pan, con dinero en su interior para que el repartidor deposite en ella su pedido y se cobre directamente su importe. «Todo -lamenta la aspirante nacionalista- comezou hai cousa de semana e media, cando a miña avoa notou que a bolsa desaparecera».

En principio, nadie atribuyó nada raro a lo ocurrido. La bolsa apareció a cierta distancia de su vivienda. Y, aunque la mujer suele colocar una piedra para evitar que vuele, ni se le pasó por la cabeza que el causante de la desaparición no fuese el viento.

Decidida a impedir que ocurriese de nuevo, la abuela de la candidata empleó una piedra volcánica para sujetar la bolsa en condiciones. Pero aun así volvió a esfumarse. El asunto cambió de castaño a oscuro esta semana, cuando la mujer encontró en el interior de su bolsa del pan un envoltorio de plástico manchado de sangre y una buena cantidad de sal. «Isto ocorre dende que se coñeceu que me presentaba polo BNG», asegura su nieta, harta de esta siniestra secuencia.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

La campaña se enfanga de mala manera