Vilagarcía reclama la integración de las estaciones de bus y ferrocarril

El Concello reclama la intermodalidad en sus alegaciones al plan de transporte


vilagarcía / la voz

«Oportunidade perdida». «Paso atrás». «Condena ao illamento do Salnés durante quince anos máis». Estas fueron tres de las calificaciones que el alcalde de Vilagarcía, Alberto Varela, y la concejala de Mobilidade, Paola María, dedicaron ayer al Plan de Transporte Público elaborado por la Xunta. Un documento al que Vilagarcía ha presentado un paquete de alegaciones «moi traballado e moi pensado. Dende logo, moito máis pensado que a proposta da Xunta para Vilagarcía neste sentido». Y eso que, en su día, el Concello mantuvo varias reuniones de trabajo con los técnicos autonómicos. Aquellos encuentros, se lamentaba ayer Paola María, «non serviron para nada».

La primera objeción que pone el Concello al plan de la Xunta es que supone una «traición» a la promesa eterna de la intermodalidad. Conjugar los horarios de los autobuses y los trenes, haciendo más eficientes ambos servicios y facilitando los movimientos a los ciudadanos, es una de esas cuestiones sobre las que parece existir un consenso general. De hecho, tanto la Mancomunidade do Salnés como las distintas fuerzas que han presentado alegaciones al plan autonómico hacen hincapié en la necesidad de coordinar el transporte público, dando coherencia a los distintos servicios para sacarles el mayor provecho posible.

Porque el plan de la Xunta ha hecho añicos ese consenso, al menos en lo que a Vilagarcía y O Salnés se refiere. El documento no solo no da pasos adelante para conseguir la intermodalidad, sino que parece desandar lo andado: no se contemplan paradas de los autobuses en la estación de trenes, sino que se alejan estas al pretender centralizar en O Cavadelo las llegadas y salidas de las distintas líneas.

Ravella no parece dispuesta a consentirlo. La estación de trenes es capital para articular un sistema efectivo de transporte público en O Salnés, y sobre ello vuelve una y otra vez el ejecutivo de Varela. Su gobierno exige a la Xunta que elimine la gran macro parada prevista en O Cavadelo, que según los informes de la policía provocaría el caos viario en el centro de la ciudad, y que potencie la estación de autobuses. De hecho, el ejecutivo plantea que se reforme esta para conseguir una estación funcional «que sirva de nexo de unión das liñas de autobús coa estación do tren, dada a proximidade de ambas instalacións».

Pero si la reforma del continente, en este caso la estación de buses, es importante, más aún lo es el contenido. Y en ese sentido, Ravella plantea que los servicios de autobús entre Carril y Vilaxoán se desvíen a la estación de ferrocarril «en coordinación e tendo en conta os horarios dos servizos ferroviarios».

Además de dar forma física a la intermodalidad, el Concello plantea que se cree una serie de líneas que no aparecen en el plan de la Xunta. En ese sentido, plantean líneas directas hacia el hospital de O Salnés desde Bamio-Pedroso y O Rial-O Piñeiriño. Proponen una línea circular de autobuses que recorra todos los cascos urbanos y los núcleos rurales, incrementando incluso algunas paradas en zonas densamente pobladas, como A Florida-Coca-Carolinas o Rodrigo de Mendoza. Expresa el gobierno local la conveniencia de ampliar las expediciones al complejo deportivo de Fontecarmoa; aumentar las frecuencias hasta O Rial; incrementar los servicios en horario nocturno, «polo menos nas fins de semana e nas épocas estivais, xa que existe un maior horario comercial, turístico e de ocio».

En Común apuesta por más rutas, más frecuencias y medidas para abaratar el billete

El defectuoso servicio de transporte público al alcance de los vecinos de O Salnés ha logrado convertir este asunto en uno de los ejes centrales de la agenda política, al menos en Vilagarcía. Y eso se nota en la cantidad de alegaciones presentadas al proyecto de la Xunta. Quejas, sugerencias y protestas anunciadas por el BNG y formalizadas, también, por fuerzas como Marea da Vila y En Común. El portavoz de esta formación, Suso López, compareció ayer en rueda de prensa para analizar las alegaciones que la recién nacida convergencia ha presentado al plan de transporte de la Xunta. Unas propuestas, recordó, que se sustentan sobre una moción que sobre el transporte público presentaron durante este mandato Esquerda Unida y Somos Maioría, ahora formaciones integradas en En Común.

Las alegaciones trasladadas por esta formación son muy similares a las formuladas por Ravella. La intermodalidad y una conexión real y efectiva del tren con los autobuses centra el planteamiento de En Común. Esta formación plantea también la creación de nuevas rutas «efectivas» hacia el hospital o el centro de salud, otra hacia polígonos industriales como el de O Pousadoiro. Plantean también la necesidad de que algunos autobuses incluyan, al menos durante los meses de verano, paradas en playas tan utilizadas y visitadas como As Sinas y O Terrón. Y consideran fundamental que se habiliten mecanismos para que las personas que viven más lejos del centro no tengan que pagar más para acceder a determinados servicios; así como bonificaciones y otros mecanismos de accesibilidad social.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Vilagarcía reclama la integración de las estaciones de bus y ferrocarril