Arrecian las críticas por la falta de camas en el Hospital do Salnés

Ayer había siete pacientes a la espera y una sola plaza en planta, según el personal


vilagarcía / la voz

«Lo de estos últimos días es un auténtico desastre». Rosa Casal, la presidenta de la junta de personal del Hospital do Salnés, sumó ayer su voz a las que, ya el lunes, habían denunciado la «crítica situación» que se está viviendo en el centro sanitario de Rubiáns. Con la tercera planta cerrada, explica Casal, los problemas se multiplican por la base del sistema, el servicio de Urgencias. Y no es que este esté colapsado, que no es el caso. Es que la velocidad a la que se vacían sus camas es muy lenta. Según los datos ofrecidos por la junta de personal, en los últimos días ha habido pacientes que han tenido que esperar hasta 48 horas antes de poder ser trasladados a planta. «Ayer a la una de la tarde, había siete personas esperando, y una sola cama libre en la segunda planta», afirmaba Casal.

La situación es especialmente grave en estas fechas, cuando los problemas respiratorios empiezan a generalizarse, cuando la temporada de gripe ya se está anunciando. Según explicaba ayer la presidenta de la junta de personal, de los siete pacientes que por la mañana aguardaban una cama en planta, tres necesitaban permanecer en aislamiento. Las habitaciones preparadas para acoger a este tipo de enfermos están en la tercera planta, lo que significa que no están activas en este momento. Tendrán que conformarse, una vez se les encuentre espacio, con una habitación individual en el segundo piso, donde ya hay cinco pacientes en esas mismas circunstancias. Desde luego, de donde deben salir cuanto antes los pacientes es de Urgencias, explica al personal sanitario. «Alí están illados, por aí non hai problema, pero non é o lugar axeitado e, ademais, sométese ao persoal a unha sobrecarga de traballo porque cada vez que teñen que acudir onda estes pacientes teñen que cumprir uns protocolos que levan o seu tempo», explica Ramón Barreiro, del CESM Galicia e integrante, también, de la junta de personal del área sanitaria.

Desde la EOXI Pontevedra-O Salnés reiteraban el pasado lunes que la tercera planta del edificio, donde están las habitaciones para aislamiento y para cuidados paliativos, se abrirá en cuanto exista demanda asistencial. Desde la junta de personal replican que esa demanda existe ya desde hace tiempo. Y que pretende enmascararse moviendo a los pacientes como si fuesen fichas de tetris. «Hay pacientes que están en la segunda y que se urge para bajarlos a la primera. El pasado fin de semana, a las tres y media de la tarde, se estaba presionando a los trabajadores para que hiciesen cuatro de esos traslados», a fin de liberar camas en el espacio dedicado a medicina interna. Esa situación, dicen los profesionales sanitarios, es intolerable y redunda en un empeoramiento de la calidad asistencial. Por eso, en el mes de noviembre, cuando la junta de personal tiene previsto mantener una reunión con la dirección de la EOXI Pontevedra-O Salnés, los trabajadores reclamarán, de nuevo, la apertura de la tercera planta. Y lo harán utilizando datos como el que indica que, en los últimos años, la espera para pasar de Urgencias a planta no ha parado de crecer, hasta las más de once horas de media actuales.

La junta de personal reclama a la Xunta que abra de una vez el tercer piso del centro

Alertan de que la demora para acceder a una habitación lleva años creciendo

El servicio de Endocrinología del Chop también registra quejas por la lista de espera

Varios pacientes expresaron este martes su malestar por demoras en el acceso a consultas del servicio de Endocrinología del Complexo Hospitalario Universitario de Pontevedra (Chop). Según comentó un afectado, su cita en el Hospital Montecelo fue anulada al haber un facultativo de baja y le trasladaron que su agenda no se iba a mover, salvo casos urgentes, hasta que ese profesional se reincorporara al no estar prevista la cobertura de esa baja médica.

Por su parte, fuentes del Chop indicaron a La Voz que efectivamente hay un endocrino de baja en el servicio, «pero se espera que esta sea breve y se reincorpore lo antes posible». Sobre los retrasos, aseguró que actualmente la demora en las primeras consultas está «en poco más de una semana» y, en el caso de los pacientes más urgentes, se les continúa prestando asistencia con normalidad.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Arrecian las críticas por la falta de camas en el Hospital do Salnés