«El rock y lo obrero siempre van muy unidos»

José Luis Campuzano, Sherpa, el legendario compositor de Los Módulos y Barón Rojo actúa en Vigo


En La Pecera (Vigo) comenzará hoy a las 23.00 horas un concierto acústico de José Luis Campuzano, Sherpa, el legendario compositor de Los Módulos y Barón Rojo. Las entradas en taquilla cuestan 10 euros.

-¿Qué repertorio ha elegido para este concierto?

-Combinaré canciones de mi época de los años sesenta, con una parte dedicada a Barón Rojo en acústico, y un homenaje a Elvis Presley.

-¿Cómo ve el rock en España en la actualidad?

-Sigue siendo el marginado de la música, sobre todo el rock protesta, aunque al otro no sé por qué se le llama rock. No quiero crearme enemigos gratis, pero hay gente que va de roquera y simplemente son maniquíes. El rock está asociado a rebeldía, pero de verdad, no de pose. El rock y lo obrero siempre van muy unidos porque es música del pueblo. Una válvula de escape. Los gobernantes deberían estar muy agradecidos al rock porque si no fuese una válvula de escape habría revoluciones sangrientas cada tres años.

-¿Sobrevive un roquero?

-Mal porque este país es el menos indicado para cualquier tipo de manifestación artística. Bueno, cine no, porque son unos privilegiados que lloran mucho y se presentan como de izquierdas, pero luego ponen el cazo. Nosotros sí podemos quejarnos, pero tampoco debemos, porque lo hemos elegido nosotros. Yo siempre seré un hijo de Caín. Aunque también sí es verdad que podrían darnos un poco de margen y de juego limpio, pero claro, nosotros somos enemigos del poder.

-La era digital tampoco favorece mucho a los músicos.

-La vida es un sueño denso: un holograma espantoso. Quienes mueren quizá descubran las claves, pero los que estamos aquí tenemos que vivir y procurar que no nos caiga el chaparrón.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

«El rock y lo obrero siempre van muy unidos»