Ofrecen una recompensa de 6.000 euros a quien dé pistas sobre un robo cometido en Conservas Peña

La empresa compradora denuncia la desaparición de varias máquinas


Vilagarcía / La Voz

El serial de Alfageme continúa. Su último capítulo se adentra en la crónica de sucesos para detallar un robo en la nave de Conservas Peña, en Vilaxoán, supuestamente ocurrido durante la Semana Santa. Lo ha denunciado la empresa que adquirió en subasta judicial la maquinaria del grupo conservero, cuyos titulares han presentado ante la Policía Nacional una denuncia por el robo de una cerradora de latas y dos empacadoras de atún, equipos valorados en 400.000 euros.

Dado que han pasado ya varias semanas -la denuncia se interpuso el 2 de abril- y la investigación policial no ha dado todavía resultados, la empresa propietaria de las máquinas, Maquinaria Tomás Guillén, de Murcia, ha decidido explorar otras vías para intentar conocer su paradero. Así, han decidido ofrecer una recompensa de 6.000 euros a quien proporcione pistas fiables sobre el destino de los equipos.

Una portavoz de la empresa murciana confirmaba ayer lo ocurrido: «Aprovecharon la Semana Santa, cuando los trabajadores que tenemos allí se bajaron para Murcia, y se llevaron las máquinas, pero esa maquinaria la ha tenido que ver alguien moverse, porque se trata de una maquinaria de alto tonelaje. Ha tenido que ir una grúa de gran tonelaje y han tenido que intervenir camiones, alguien tendrá que haber visto algo».

Como están convencidos de que alguien tiene que saber algo, han pensado que ofreciendo una recompensa económica podrían incentivar la memoria de quien haya visto algún movimiento sospechoso en las inmediaciones de Peña o en el lugar donde ahora se encuentren los equipos. Ofrecen 6.000 euros, pero «va a ir superándose en bastante esa cifra para quien pueda dar pistas».

Algunas de esas máquinas, además, ya habían sido vendidas a una firma del sector, apunta la responsable de la empresa que adquirió la maquinaria de las cuatro industrias que en su día integraron el grupo Alfageme.

«Me duele mucho, porque por eso se ha pagado mucho dinero. Si no lo hubiese pagado yo, lo hubiese pagado otra empresa. Lo que hemos hecho es pagar bastante para que los obreros pudiesen cobrar», aseguran desde la firma de maquinaria murciana.

Hasta hace algunos meses, en la fábrica de Vilaxoán existía vigilancia privada, pero ahora se ha retirado, circunstancia que puede haber favorecido la desaparición de la maquinaria que allí se almacenaba.

Algunos de los aparatos ya habían sido vendidos a otra firma del sector

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Ofrecen una recompensa de 6.000 euros a quien dé pistas sobre un robo cometido en Conservas Peña