La Asociación de Patrimonio reabre el debate sobre el traslado del obelisco

El colectivo vilagarciano quiere que se estudie su regreso a la plaza de Galicia


vilagarcía / la voz

La Asociación pola Recuperación do Patrimonio de Vilagarcía dice haber recibido, a lo largo de los últimos meses, multitud de peticiones de vilagarcianos para que el obelisco, que originalmente estaba emplazado en la plaza de Galicia, vuelva a trasladarse a ese lugar desde su actual ubicación en la plaza de la Constitución. Ese interés que han palpado entre la ciudadanía lo han trasladado al alcalde, Tomás Fole, al que le han pedido que estudie la posibilidad de efectuar ese traslado.

No es el único tema que la asociación planteó al regidor vilagarciano en una reunión que su directiva mantuvo con él el pasado 6 de marzo. En ese encuentro se trató, por supuesto, de la recuperación de los bancos de Ravella, que se emprendió hace algunas semanas pero que se paralizó a la espera de que se consiga dar con el azulejo adecuado para recubrir las estructuras de hormigón ya levantadas. A este respecto, la asociación pretende que se construya una base circular para los bancos pequeños y una octogonal en los grandes, y que se deje preparado el centro para los chafarices, tal como en los bancos iniciales y tal como prevé el proyecto redactado por el arquitecto municipal.

Asimismo, quieren que se recuperen del almacén del auditorio unas farolas con sus tulipas y que se instalen en el jardín de Ravella, un espacio que, en su opinión, carece de luz, y en el que ya no funcionan doce de los 18 puntos led instalados.

Aunque los bancos azulejados de Ravella fueron su principal batalla, la asociación ha vuelto también sus ojos hacia otros entornos del municipio. Así, otra de las cosas que le plantearon a Tomás Fole fue la necesidad de solicitar a Patrimonio autorización para la limpieza de hierbas y maleza en la fachada de la iglesia de Carril y en el convento de las Monjas Agustinas.

Quieren, también, que se instalen focos para iluminar esos dos edificios y también el pazo de Vista Alegre, tal como se hizo con la iglesia de Vista Alegre.

Saber qué ha ocurrido con la mitad del rótulo del portalón principal de la playa Compostela es otra de las preocupaciones de la entidad vecinal, pues dicen que ha desaparecido desde el comienzo de las obras.

Los cruceiros son otros de los elementos patrimoniales que acaparan el interés de la asociación, y en este campo pretenden que se realicen gestiones ante el juzgado para conocer la situación en la que se encuentra la causa contra un vecino por la destrucción del cruceiro de Carril. Además, piden que se hagan las reparaciones oportunas en tres cruceiros de Rubiáns, dos de los cuales se encuentran en un estado lamentable. Y, por supuesto, reclaman atención y cuidados para el Castro Alobre.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
15 votos

La Asociación de Patrimonio reabre el debate sobre el traslado del obelisco