La Xunta construirá 596 viviendas protegidas en Vilagarcía y Cambados

En los dos concellos, además, se crearán 54.500 metros cuadrados de zonas verdes y equipamientos


El plan sectorial de vivienda que ha diseñado la Consellería de Vivenda e Solo posibilitará la construcción de 596 pisos protegidos en los concellos de Vilagarcía y Cambados. Los inmuebles tendrán un precio limitado para favorecer su acceso a las familias con menos recursos económicos y suponen una inversión pública y privada de 18,5 millones de euros.

El Área Funcional de Vilagarcía diseñada en el plan sectorial de vivienda incluye siete ayuntamientos, aunque este primer proyecto prevé actuaciones concretas en la capital arousana y en Cambados. Concretamente, en Vilaxoán y As Bocas y en A Grenla.

En Vilagarcía, la bolsa de vivienda protegida que se va a crear en Vilaxoán está situada junto al conjunto histórico-artístico del Pazo do Lagar. Tiene una superficie de 40.817 metros cuadrados en las que se localizarán 198 viviendas, 14.500 metros cuadrados de zonas verdes, 5.000 de equipamientos y 122 plazas de aparcamiento. La inversión en este proyecto será de 5,5 millones de euros.

El más importante de los tres proyectos de creación de bolsas de vivienda protegida será el de As Bocas, también en Vilagarcía. En total, se actuará sobre una superficie de 43.974 metros cuadrados, en las que se ubicarán 257 pisos. Además, se crearán 16.500 metros cuadrados para zonas verdes y 5.500 para equipamientos, con 213 plazas de aparcamiento. El presupuesto de esta intervención es el más alto de los tres, con 9,1 millones de euros.

En el Concello de Cambados el plan sectorial ha diseñado una bolsa de vivienda protegida, la de A Grenla, que tendrá una superficie total de 33.342 metros cuadrados en las que se crearán 141 viviendas. De esa superficie, 9.000 metros cuadrados se reservarán para zonas verdes y otros 4.000 para equipamientos. Las plazas de garaje que se construirán serán 83 y la inversión prevista en esta actuación, tanto pública como privada, será de 3,7 millones de euros en el período 2000-2017.

La conselleira de Vivenda e Solo, Teresa Táboas (BNG), considera que el plan sectorial de vivienda que se ha puesto en marcha es «unha oportunidade para as familias e o conxunto dos cidadáns que queren acceder a unha vivenda sen que iso implique un esforzo superior ao 30% dos seus ingresos», señaló la dirigente nacionalista.

Desde la consellería se considera que también supone una importante oportunidad para un sector en crisis como es el de la construcción. «A súa execución contribuirá a xerar actividade económica e a crear ou manter emprego», explicó Táboas, que también defiende que la iniciativa beneficiará a los concellos «que teñen no plan un instrumento que garante o desenvolvemento efectivo de solo residencial para ofrecer vivenda protexida aos seus veciños nun momento de retraemento da iniciativa privada».

Criterios

Las tres bolsas de suelo que se creará en O Salnés fueron seleccionadas conforme a criterios de integración social, sostenibilidad, mejora de la calidad urbana y viabilidad económica y en todos los casos se escuchó la opinión de los gobiernos municipales, con los que se celebraron reuniones previas para explicarles el alcance y objetivo del proyecto.

Desde Vivenda e Solo se destaca además que el plan sectorial de vivenda no solo se preocupará por la construcción efectiva de pisos de protección a precios asequibles, sino que también supondrá la mejora de los ayuntamientos con la creación de zonas verdes y equipamientos. En el caso de los tres proyectos que se van a desarrollar en Vilagarcía y Cambados la superficie que se va a reservar para este tipo de dotaciones es de 54.500 metros cuadrados «que favorecerán a creación de espazos de calidade para vivir», añade la conselleira Táboas.

El plan sectorial de vivienda diseñado por la Xunta surge como respuesta al uso especulativo que ha habido en los últimos años del suelo residencial, con un incremento del 215% del precio en la última década.

En el conjunto de Galicia, el desarrollo de este plan supondrá una inversión pública de 1.500 millones de euros durante el período 2009-2017 y la construcción de 45.600 viviendas protegidas en toda la comunidad autónoma, lo que implicará un volumen de negocio de 4.560 millones de euros del que se beneficiarán cientos de pequeñas y medianas empresas y, además, generará una carga de trabajo capaz de emplear a 300.000 personas durante el tiempo en que esté vigente el plan, según los datos que maneja actualmente la Consellería de Vivenda e Solo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos

La Xunta construirá 596 viviendas protegidas en Vilagarcía y Cambados