El Obradoiro apuesta por el grupo

Moncho Fernández apunta que el trabajo colectivo es al final el que provoca mayores sonrisas


SANTIAGO / LA VOZ

Obradoiro (4-7) y Estudiantes (3-7) están separados por una victoria, aunque el conjunto madrileño lleva un partido menos disputado. Esta tarde (20.30 horas), el colectivo gallego intentará dar un paso más hacia la permanencia ante un adversario que siempre ocasiona mucho problemas en Sar. El Estudiantes no es precisamente uno de los equipos que más gusta recibir en la capital gallega, pues se llevó el triunfo en cuatro de sus ocho visitas con el nuevo modelo de competición. Cinco triunfos del cuadro colegial si contamos aquella histórica y lejana experiencia del Obradoiro en la liga de las estrellas en la campaña 82-83.

Además, el conjunto colegial le tiene tomada la medida al Obra, que en sus ocho viajes a la capital de España siempre regresó de vacío. El 4-14 favorable al Estudiantes en sus enfrentamientos con el Obradoiro indica con claridad las dificultades de medir las fuerzas ante un conjunto con tanta experiencia en la Liga Endesa.

Independientemente de las individualidades y de los registros de cada jugador, Moncho Fernández insiste en señalar que la clave del éxito está en el bloque, en el trabajo y en el rendimiento colectivo, algo que funcionó a las mil maravillas en Zaragoza y que el de Pontepedriña espera repetir contra el Estudiantes en la tarde de hoy. Para tener opciones ante el cinco colegial, el Obra deberá hacer muchas cosas bien, sobre todo aquello, insiste el entrenador, que nada tiene que ver con el talento: «El rebote es otra tarea que pertenece a todos. Muchas veces hablamos del rebote como el trabajo de los pívots y es un trabajo colectivo. Y lo mismo con el trabajo defensivo. El rebote es un aspecto en el que insisto muchas veces. Cuando estás bien en estas cuestiones siempre te salen mejor las otras». Por eso, recuerda que en el rebote al Obra se le fueron varios partidos en los momentos más importantes.

Moncho Fernández ve a su equipo en línea ascendente, a pesar de los múltiples contratiempos con los que se esá encontrando desde el comienzo de la competición. «Estamos arrastrando problemas físicos durante todo el tiempo. Desde el principio sufrimos lesiones largas, por lo que el trabajo de la semana no es todo lo bueno que deseamos. Necesitamos tres o cuatro semanas consecutivas de continuidad y por eso sé que lo podemos hacer todavía mejor».

Un gran nivel

El Obra quiere sumar la quinta y encadenar dos victorias consecutivas para poder mantener las distancias con el descenso y para acercarse un poco más a la zona intermedia de la clasificación. El Estudiantes, un rival directo en la lucha por la permanencia, no facilitará la labor: «Esta liga es muy difícil, compleja y larga. Todos los equipos tienen capacidad para pelear y ganarle a cualquiera. El nivel de los participantes de la liga es muy grande».

La enfermería del Obradoiro tiene más actividad que la de su oponente. Para este duelo con los madrileños, Moncho Fernández espera por Vasileiadis, que es la gran duda del equipo, pues Singler ya realizó más trabajo que el griego este semana. Mientras, Pepe Pozas comenzó a realizar alguna actividad física y Stephens sigue con su proceso de recuperación. Por el contrario, el Estudiantes arribará a Sar con el equipo al completo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

El Obradoiro apuesta por el grupo