David Navarro sabe que tutear al Madrid requiere un partido superlativo

Reconoce que el equipo está «fastidiado» después de la derrota en Sevilla y apuesta por «aprender, mejorar y trabajar al máximo»


santiago / la voz

El discurso de David Navarro es tan pragmático como su baloncesto, exento de adornos, directo, sin circunloquios. La suya es una perspectiva interesante para analizar el presente del Obradoiro, sin perder de vista lo que sucedió en Sevilla ni la visita del líder este domingo.

El escolta reconoce que «el equipo está fastidiado». Pero no es partidario de darle demasiadas vueltas: «Perdimos. Sabíamos que iba a ser complicado y cuál era el peligro de ese encuentro. Íbamos con la esperanza de lograr una victoria, pero el deporte es así. Lo que toca es aprender, mejorar y trabajar al máximo».

En ese encuentro hubo un agujero negro, el del segundo cuarto: «Está claro que fue muy malo para nosotros. No estuvimos bien en ningún aspecto. Falló la concentración, en ataque no encontramos situaciones fáciles y ellos hacían lo que querían. Cuando el rival anota y tu no consigues situaciones claras... Creo que fue un problema de concentración, de no hacer lo que tocaba. A todo esto se le sumó que ellos estuvieron muy metidos y con mucho acierto, y que nosotros perdimos balones que significaron puntos y les dieron mucha moral».

Vista al frente

Ahora toca pasar página y poner ya el foco en el Real Madrid, especialmente en un jugador con el que quizás le toque emparejarse y que no deja de progresar, el joven talento Luka Doncic: «Tiene mucha calidad, a pesar de su altura es capaz de llevar el balón, sabe sacar ventajas y lo demuestra cada partido anotando mucho. Le han dado el liderazgo».

No obstante, y a pesar de las bajas, advierte de que el peligro del Real Madrid no está en un solo jugador porque cualquiera puede hacer daño: «No me atrevo a hablar de uno solo. Todos tienen mucha calidad. Causeur, Rudy está mejor, Tavares... Son una gran plantilla, de mucho dinero. Sería un error centrarse en uno solo».

Pero David Navarro también sabe que el Real Madrid no es inexpugnable. El pasado curso, cuando militaba en el Andorra, estuvieron a punto de apear a los blancos en cuartos de final de la Copa del Rey. Fue la cita del polémico campo atrás de Llull que no vieron los árbitros en la jugada que forzó la prórroga.

En el play off, el equipo del principado fue capaz de igualar la eliminatoria en su feudo y de plantar cara hasta el último minuto en el duelo decisivo. El ahora escolta del Obradoiro repasa las claves que depararon tanta igualdad en los duelos ante el colectivo de Pablo Laso: «Estuvimos cerca de ganarles. Nos salieron muy bien las cosas. Hace falta que te salga un partido muy bueno, estar muy intensos y centrados en defensa, frenar al máximo sus virtudes».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

David Navarro sabe que tutear al Madrid requiere un partido superlativo