La Xunta se queda la herencia de un viveirense que dejó una finca y fondos bancarios

Se la había legado a su hermana, pero ella murió meses antes que él


viveiro / la voz

Iba a cumplir 85 años cuando falleció el viveirense José Ramos Rúa. Era abril del 2010 y, casi nueve años antes, había designado heredera a su hermana Carmen, pero ella murió cinco meses antes que él. Como no cambió el testamento, en marzo del año pasado la Consellería de Facenda inició el procedimiento para pasar su legado a la Xunta. Nadie ha cuestionado esa decisión y ahora acaba de hacer público que se queda con los bienes. Uno es una construcción de doce metros cuadrados de planta, en un parcela de igual extensión situada en Aura, San Pedro (Viveiro), con un valor catastral de 368 euros. Y los otros dos son fondos bancarios de dos cuentas, una a plazo y otra a la vista.

Aunque años atrás Facenda hacía públicas las cuantías del dinero que pasaba a su propiedad tras fallecer personas domiciliadas en Galicia sin herederos, ahora no. Se desconoce, por tanto, cuánto capital ha legado al patrimonio autonómico un viveirense que quería dejárselo a su hermana.

Quienes se consideren «prexudicados en canto ao seu mellor dereito á herdanza ou noutros dereitos de carácter civil» pueden recurrir el acuerdo de la Xunta, por vía administrativa ante los juzgados de lo civil.

Por los datos «comprobados» por Facenda, el viveirense que murió sin que nadie reclamase su legado tenía su último domicilio en el lugar de Rego do Golpe, en la parroquia viveirense de San Pedro.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos
Comentarios

La Xunta se queda la herencia de un viveirense que dejó una finca y fondos bancarios