«Sempre haberá público que aprecie o trato persoal e profesional en Ginzo»

Es un comercio textil de referencia desde hace 62 años en Foz y 20 en Ribadeo


foz / la voz

La moda y la forma de comprar han experimentado, como otros sectores, una acelerada evolución. Frente a tanto cambio ha sabido reaccionar Ginzo Hombre y Mujer, en Foz con dos tiendas en la Avenida da Mariña y en Ribadeo desde hace justo 20 años en la calle San Roque, la zona indiana. Aunque en esa adaptación del sector comercial y textil, la empresa familiar que lleva José Ginzo desde 1986 mantiene intacto un valor: el trato personal y familiar. Hace balance de los 36 años que lleva al frente del negocio iniciado por sus padres en 1953: «Houbo períodos máis óptimos e de bonanza e outros de crise. Non obstante, agora mesmo levamos unha crise que, a diferenza doutras, que eran dun ou dous anos ao sumo, esta alongouse unha década. Se volves a cabeza atrás ves que grandes empresas téxtiles que parecía imposible que puidesen pechar... pecharon». «Vivín os tempos de viño e rosas de cando se falaba da moda galega e calquera produto téxtil por España adiante que fora galego tiña un sobrevalor, tiña un plus», añade. Hoy impera la globalización a todos los niveles y reconoce que «é difícil manterse», hablando también de fabricantes y exportación: «De feito, un elemento diferenciador da nosa empresa é que, se nos fixamos nas nosas compras hai 15 anos a fabricantes nacionais e estranxeiros, comprabamos un 20 % a estranxeiros e un 80 % a nacionais, e a día de hoxe esa cifra deu a volta. Vén dado porque moito téxtil nacional pechou». Ginzo forma parte de un proyecto llamado Onasi: «Somos cinco empresarios españois que nos xuntamos para crear unha marca de confección de home, precisamente ante as carencias que tiña o mercado para dar resposta aos nosos clientes».

Otro punto de reflexión: Internet. «Sabemos que a venda en liña -reconoce José Ginzo- chegou para quedar, pero tamén sabemos que sempre haberá un sector de público que aprecie o trato persoal e profesional que nós ofrecemos». «É dicir, cremos que non ten que ser todo virtual [...] e que hai que dar ao cliente ese plus [el de una tienda física: la posibilidad de probar, asesorar y arreglar una prenda por parte de una modista experta] que a compra virtual non dá». En relación con ello, las claves del mantenimiento de Ginzo en estos tiempos complejos serían: «O traballo e rodearse de xente válida. O noso é un cadro de persoal estable, algo que tamén axuda a que as cousas saian para adiante». Además, Ginzo siempre se ha apoyado en moda de calidad, trabajando marcas de referencia internacional: «Nós tamén mandamos artigos a clientes de fóra de España, como Francia ou Italia. Hoxe todo está globalizado e xa non te delimitas á Mariña. Ás veces dígolle ao cliente que o polo que ve aquí vaino ver na tenda do aeroporto de Londres ou París. Pero creo que ao final volveremos a recuperar eses nichos de roupa especial e para clientes particulares». Aunque las redes sociales funcionan como un escaparate sin fronteras, Ginzo valora que las calles donde están sus tiendas se hayan semipeatonalizado: «Está moi ben comprar a golpe de clic, pero tamén pasear por rúas iluminadas e de tendas abertas».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

«Sempre haberá público que aprecie o trato persoal e profesional en Ginzo»