«El Ayuntamiento de Foz tiene a los jubilados en la calle, al frío y a la lluvia»

El presidente de la Asociación Central de Jubilados pide que les devuelvan el local del Centro Social del que fueron desalojados


FOZ / LA VOZ

En noviembre quedó constituida tras una asamblea en la Casa da Cultura la Asociación Central de Jubilados y Pensionistas de Foz, que preside José Severiano Vaz Dosantos. Este colectivo nació con varios objetivos, pero el principal es el de defender los derechos de los jubilados que quieren recuperar el local del que durante décadas disfrutaron en el Centro Social y del que fueron desalojados en 2016. Vaz asegura que en 1923 la sociedad de Socorros Mutuos construyó un edificio junto al puerto dividido en bajo y primer y segundo piso, con una superficie total de 500 metros cuadrados. Rememora que la titularidad del edificio pasó de Socorros Mutuos a la Asociación (Pósito) Marítimo Terrestre, que fue la que en 1993 donó el inmueble al Concello, que acometió una reforma integral que, entre otros cambios, modificó notablemente la estética de la construcción.

En la escritura de donación realizada ante notario, explica Vaz, se recoge claramente un compromiso: que se respete el derecho de los jubilados focenses a tener en ese edificio su propio local. Ese uso y disfrute se mantuvo durante 94 años y hasta finales de 2016, cuando cerró. Desde el Concello alegaron entonces la necesidad de acometer obras por filtraciones y humedades, y posteriormente la planta que usaban los jubilados fue cedida para la asociación de personas con diversidad funcional Virxe do Carme de Foz, «que tienen su propio local, de la Xunta, en la antigua Casa do Mar, que está ahora vacío», explica el presidente de los jubilados.

Derechos

«Nosotros, como jubilados, no queremos perder nuestros derechos y, por ello, consideramos que ante esta injusticia tenemos que actuar. Se les regaló un edificio y ahora el Ayuntamiento tiene a los jubilados en la calle, al frío y a la lluvia», puntualiza Vaz, crítico con la decisión del exregidor Javier Jorge Castiñeira (PP) de privarles de local, confiesa que ya ha hablado en varias ocasiones con diferentes cargos públicos de la nueva corporación municipal presidida por el socialista Francisco Cajoto: «En estos últimos tiempos hablé tres veces con el alcalde, tres veces con la concejala de Benestar Social y también hablé con el secretario general del PSOE local. Primero nos dijeron que teníamos que constituirnos como asociación, y así lo hicimos. Por eso seguimos reclamando lo nuestro», puntualiza el presidente que este miércoles, día 11, ha sido citado en la casa consistorial a una reunión: «Nosotros acudiremos porque queremos hacer valer nuestros derechos». Asegura que recuperar el local será el principal objetivo. Después, llegará el momento de disfrutar del mismo: «Trataremos de que nos devuelvan el local, que tenía bar, cocina, mesas, sillas… Allí podremos ir a jugar a las cartas, celebrar actividades, planificar excursiones y otras cosas. Será nuestro local de reunión, para charlar y en el que poder atender a todos los jubilados de Foz».

Escritura

El presidente de este colectivo se asentó en Foz hace varios años, procedente de Ourense y jubilado tras dedicarse profesionalmente a ejercer como maestro industrial tornero. «Vine a visitar Foz, me encantó y aquí me quedé», confiesa Vaz, implicado en esta lucha y que no esconde las dificultades a las que hizo frente para conseguir la escritura que acredita el derecho de los jubilados a tener su local en el Centro Social. Asegura que la asociación tiene unos cuarenta socios, aunque siguen inscribiendo. La cuota es de cinco euros al año.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

«El Ayuntamiento de Foz tiene a los jubilados en la calle, al frío y a la lluvia»